Público
Público

Homofobia Detenido por insultar y amenazar de muerte a sus vecinos por ser una pareja homosexual 

La autoridad judicial ha acordado una orden de alejamiento de 500 metros entre las víctimas y el presunto autor de este caso de homofobia y delito de odio.

Publicidad
Media: 5
Votos: 1

Manifestación contra la homofobia / EUROPA PRESS

Un hombre de 42 años ha sido detenido en Dénia (Alicante) acusado de insultar y amenazar gravemente a unos vecinos suyos por "el único motivo, presuntamente", de ser una pareja homosexual, según un comunicado de la Policía Nacional.

La autoridad judicial ha acordado que se ejecutara una orden de alejamiento de 500 metros entre las víctimas y el presunto autor de este caso de homofobia. Los hechos "venían repitiéndose desde hacía varios meses, pero fue en la madrugada del pasado día 4 cuando las víctimas llamaron a la Policía Nacional porque la situación era insostenible", relata la nota de prensa.

Los agentes se personaron en el edificio donde se entrevistaron con el vecino, quien, "en un alto estado de nerviosismo, continuaba profiriendo insultos y amenazas de muerte contra la pareja homosexual" desde la terraza de su vivienda, por lo que fue arrestado como presunto autor de un delito de odio.

Las víctimas contaron a la Policía que "sentían miedo" de su vecino, quien supuestamente enfocaba todos los insultos y amenazas en torno a la orientación sexual de la pareja, según fuentes policiales. La Comisaría de Dénia puso en marcha el protocolo de actuación ante este tipo de delitos, en el que se dio una protección inmediata a las víctimas y se les informó de sus derechos y de las medidas que podrían tomar hacia su vecino.

Ello motivó a la pareja a solicitar una orden de protección en las dependencias de la Policía Nacional. Desde la Comisaría se llevó a cabo una rápida instrucción de las diligencias y se puso al arrestado a disposición de la autoridad judicial, que ha dictado una orden de alejamiento de 500 metros entre el vecino y las víctimas, según fuentes policiales.

El comunicado recuerda que la Dirección General de la Policía ha instaurado la figura del interlocutor social para facilitar el contacto y apoyo policial a los colectivos más vulnerables y con mayor posibilidad de poder convertirse en víctimas por razones discriminatorias.