Público
Público

Ediles del PP abandonan una votación para dar el nombre de Carrillo a una calle

Aseguran que es la única forma de expresar el que hubieran querido que fuese el sentido de su voto, negativo, en lugar de la abstención con que se ha pronunciado su grupo

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

Casi un tercio de los concejales del PP en el Ayuntamiento de Madrid se han ausentado hoy del Pleno municipal cuando se votaba la propuesta del PSOE de dar el nombre del histórico dirigente comunista Santiago Carrillo, fallecido el pasado 18 de septiembre, a una calle o espacio singular de la ciudad. Varios de estos concejales han dicho después a Efe que se han ausentado de la votación como única forma de expresar el que hubieran querido que fuese el sentido de su voto, negativo, en lugar de la abstención con que se ha pronunciado su grupo.

La razón es que consideran que para dar a una calle de Madrid el nombre de una persona hay que valorar toda su vida y en el caso de Carrillo entienden que su trayectoria ha sido 'siniestra'. Consideran que su postura defiende los principios y valores del PP y que contará con más apoyos entre los militantes y votantes del partido que la abstención. Los concejales que se han ausentado son Jesús Moreno, José Antonio González, Fernando Martínez Vidal, David Erguido, Almudena Maillo, Joaquín Martínez, Eva Durán, Luis Miguel Boto y Josefa Aguado, según han indicado a Efe algunos de ellos.

Independientemente de esta ausencia, el Pleno ha aprobado por mayoría esta iniciativa, con el voto a favor del PSOE, IU y UPyD, sin debate y con la única intervención del portavoz municipal socialista, Jaime Lissavetzky. El edil del PSOE, al que al final de su intervención han aplaudido sus compañeros de partido y los concejales de IU, ha tratado sin éxito de cambiar la abstención del PP por un voto favorable recordando que los populares se sumaron en Gijón, ciudad natal de Carrillo y en la que gobiernan, a su nombramiento como hijo predilecto.

Lissavetzky ha dicho que Carrillo 'forma parte ya de la historia de España y su imagen estará asociada a la reconciliación nacional, a los Pactos de la Moncloa, a la Constitución Española y a su compromiso con la lucha por las libertades'. Ha destacado de quien fue secretario general del PCE de 1960 a 1982 su figura, que a su juicio ha concitado el 'profundo apego de los españoles', su voz, su 'claridad de ideas' y su 'voluntad de dialogo y concertación'. El portavoz municipal del PSOE ha manifestado que Madrid 'es la ciudad de la hospitalidad, de la convivencia, rompeolas de todas las españas según Antonio Machado y rompeolas de la democracia según Enrique Tierno Galván', y ha señalado que dedicar una de sus calles o espacios a Santiago Carrillo 'es una buena manera de honrar su memoria'.

El Grupo Popular del Ayuntamiento de Madrid conocía desde ayer que algunos de sus concejales se iban a ausentar hoy del Pleno municipal para no participar en la votación de la propuesta del PSOE de dar el nombre de Santiago Carrillo a una calle o espacio singular de la ciudad. Según ha dicho en declaraciones a los medios el portavoz del Grupo y delegado de Economía y Empleo, Pedro Calvo, la salida de estos concejales estaba 'avalada' por el Grupo Municipal Popular y por tanto no se puede hablar de 'espantada' y no habrá sanciones.

Calvo ha explicado que en la reunión de ayer del Grupo Popular se puso de manifiesto una 'diversidad de opiniones' respecto a cuál debería ser el sentido del voto. Por eso se decidió por mayoría optar por la abstención para 'no ser un obstáculo para que Santiago Carrillo tuviera este reconocimiento' y que aquellos que no quisieran ni siquiera abstenerse se ausentasen en la votación. 'A diferencia de lo que ha sucedido en otras ocasiones -ha declarado el portavoz municipal del PP- no queremos hacer del callejero de Madrid un lugar de disputa política'.

Varios de estos concejales han dicho a Efe que para dar a una calle de Madrid el nombre de una persona hay que valorar toda su vida y en el caso de Carrillo entienden que su trayectoria ha sido 'siniestra'.