Público
Público

EEUU busca objetivos para atacar a Al Qaeda en Yemen

Washington colabora con Saná para situar en el mapa las bases terroristas

Publicidad
Media: 0
Votos: 0
Comentarios:

Estados Unidos responderá al intento de atentado del vuelo 253 a Detroit, y para ello no descarta utilizar su fuerza militar. Según dos fuentes oficiales, citadas por la cadena de televisión CNN, Washington está buscando, en colaboración con Yemen, posibles blancos para un ataque en represalia por la fallida masacre aérea del día de Navidad.

Las fuentes no confirmaron que la decisión esté ya tomada, pero sí precisaron que el objetivo de la búsqueda es tener identificados esos objetivos para el caso de que el presidente Barack Obama ordene el ataque.

La célula yemení de Al Qaeda se atribuyó la organización del atentado, cuya ejecución debía correr a cargo del nigeriano Umar Farouk Abdulmutallab, que fracasó en su intento de hacer estallar el avión.

La tarea de determinar la situación de posibles bases o campos de entrenamiento de Al Qaeda en Yemen también tiene como objetivo averiguar si alguno de ellos está específicamente vinculado al atentado en el avión de Northwest y su planificación.

Washington considera que el país menos desarrollado de la Península Arábiga se ha convertido en uno de los principales núcleos de actividad de la organización de Bin Laden.

Esta búsqueda forma parte de un acuerdo con el Gobierno yemení, que establece que los dos países trabajarán de manera conjunta, pero que EEUU no hará público su papel en el suministro de información y armas para efectuar los ataques antiterroristas.

Hasta ahora, EEUU no ha confirmado su participación en los ataques contra las bases de la organización terrorista en suelo yemení que tuvieron lugar a principios de mes. Sin embargo, funcionarios citados por la cadena de televisión calificaron de improbable que este país tenga capacidad para haberlos llevado a cabo por sí solo.

La colaboración entre Washington y Saná permitirá, según CNN, que EEUU utilice misiles crucero, cazas a reacción o aviones no tripulados contra objetivos de Al Qaeda. El Gobierno norteamericano trata ahora de obtener el visto bueno de las autoridades yemeníes para el empleo de fuerzas de asalto y transportadas en helicóptero, lo que permitiría la intervención de comandos cuyo objetivo sería capturar a presuntos terroristas

El espionaje de EEUU en Yemen había tenido acceso, antes del día del intento de atentado, a una conversación entre líderes de Al Qaeda en ese país, en la que salió a relucir 'un nigeriano' que estaba preparando un atentado, según el diario The New York Times.

Como los dos miembros de la organización no citaron el nombre del terrorista en ciernes, la inteligencia estadounidense no indagó más. Ahora se sabe que si se hubiera estudiado la lista de extremistas nigerianos hubiera salido a relucir el nombre de Abdulmutallab, de cuyo fanatismo había informado a la CIA su propio padre.

Sin embargo, esta agencia encargada de combatir el terrorismo no informó de la alerta que había dado el progenitor de Abdulmutallab a otros servicios de información de EEUU, lo que impidió que se abortara el intento de atentado antes de que el terrorista subiera al avión.