Público
Público

Presupuestos autonómicos El Gobierno vasco cierra un acuerdo marco sobre los Presupuestos con el PP

El presidente de los conservadores en la comunidad, Alfonso Alonso, cree que esta disposición, que ha conseguido reunir a a partidos políticos "muy diferentes" como son el PNV, PSE y PP, se puede trasladar a la política nacional.

Publicidad
Media: 3
Votos: 2
Comentarios:

El consejero de Economía y Hacienda, Pedro Azpiazu. EUROPA PRESS/Archivo

El consejero de Economía y Hacienda, Pedro Azpiazu, ha asegurado que el Gobierno vasco ha alcanzado "un acuerdo marco" con el PP sobre los Presupuestos, y desde este mismo miércoles trabajará para concretar "lo antes posible" las cuestiones técnicas que quedan pendientes. Las enmiendas de los populares que se incorporarán a las cuentas supondrán un montante de en torno a 25 millones de euros de los 11.000 millones que supone el proyecto.

En una comparecencia ante los medios de comunicación para informar sobre las reuniones mantenidas con los diferentes grupos parlamentarios para negociar los Presupuestos vascos para 2017, Azpiazu ha recordado que los populares han mostrado, desde el principio, su disposición a colaborar para sacar adelante los Presupuestos, que es la prioridad del Ejecutivo vasco.

Tras señalar que el proyecto de cuentas públicas "es realista y representa un avance en materia social y económica", ha afirmado que existe "una base general", un acuerdo marco, entre el PP y el Gobierno sobre la que se pondrán a trabajar desde este miércoles, con el objetivo de poder concretar "un acuerdo ya cerrado lo antes posible".

En cuanto a EH Bildu, ha asegurado que "no ha aportado ninguna propuesta concreta", que conocen solo a través de la prensa, y ha destacado que la coalición "ha renunciado" a cerrar un acuerdo sobre las cuentas con el Ejecutivo.

No obstante, ha señalado que, en todo caso, pese a que no han tenido "elementos para poder explorar un acuerdo" con EH Bildu, sus exigencia, "a priori", dificultarían la aprobación del Presupuesto en los plazos establecidos.

Asimismo, ha explicado que la formación liderada por Arnaldo Otegi ha dejado abierto "el camino para llegar a acuerdos" en otros asuntos, algo que el Gobierno agradece.

También ha dicho que las condiciones que ha puesto Elkarrekin Podemos "no se pueden aceptar" por el Gobierno, por lo que este grupo presentará enmienda a la totalidad.

Contra "la amenaza del populismo"

El presidente del PP vasco, Alfonso Alonso, ha confirmado el acuerdo y cree que esta disposición se puede trasladar a la política nacional porque en España "hace falta una confluencia de aquellos partidos que son más moderados, con visión institucional, frente a la amenaza del populismo".

En una rueda de prensa celebrada en el Parlamento vasco, el dirigente de los conservadores vascos ha señalado que, tras la celebración de tres rondas de reuniones entre el Gobierno vasco y los partidos de la oposición, el lehendakari, Iñigo Urkullu, y el consejero de Hacienda, Pedro Azpiazu, le han traslado la disposición a negociar las Cuentas "en exclusiva" con el PP.

"El Gobierno acepta y asume que la negociación es exclusiva con el PP y por tanto, se descartan otras opciones", ha insistido antes de aclarar que todavía es "temprano" para hablar de un acuerdo sobre el contenido de los Presupuestos algo pendiente de que se produzcan las reuniones necesarias de negociación y "bajemos al terreno concreto de las partidas del presupuesto y otras cuestiones".

Alonso ha explicado que, con este acuerdo, espera que, en la situación política actual de Euskadi el PP pueda "inclinar la balanza, ser decisivos y ser útiles" hacia una posición "pragmática, realista y moderada", consiguiendo alcanzar un acuerdo entre partidos políticos "muy diferentes" como son el PNV, PSE y PP pero que comparten "algunas características respecto a su vocación institucional". "Podemos llegar a un acuerdo frente a una alternativa populista que está representada con fuerza en la Cámara vasca", ha subrayado.

En este sentido, ha afirmado que el PP es "garantía" de que se va a trabajar "a favor de la estabilidad y de la moderación" y ha subrayado que van a ser "freno para las políticas más radicales, políticas populistas que ponen en riesgo el crecimiento económico y el cuidado de nuestro Estado de Bienestar". "Estamos dispuestos a acordar", ha insistido.

El presidente del PP vasco, Alfonso Alonso, en una fotografía de archivo. EFE

En clave vasca, Alonso ha señalado que su formación va a trabajar para "evitar que el País vasco vaya hacia políticas populistas y garantizar una mayoría que discurra por el camino de centralidad", mientras en que clave nacional el dirigente 'popular' cree que se puede trasladar la misma posición.

"En el conjunto de España hace falta una confluencia de aquellos partidos que son más moderados, con visión institucional y que han sido o son gobierno. Tienen que construir una alternativa moderada, sensata, frente a la amenaza del populismo", ha insistido.

En este sentido, ha recordado que "si se produce" el acuerdo presupuestario en Euskadi, sería un acuerdo "a tres bandas" porque los presupuestos no pueden salir adelante con dos fuerzas políticas sino que necesitan tres partidos para salir adelante, por lo que hace falta que haya acuerdo entre PNV y PSE, los socios de gobierno, y el PP. "Es una posición de responsabilidad", ha insistido.

Por ello, cree que a nivel estatal, si estos tres partidos tuvieran "la misma actitud responsable frente a la alternativa populista que plantean otros" en el Congreso de los diputados "sería muy bueno". "Nosotros lo hacemos en clave vasca pero en clave nacional creo que sería bueno que se formara un acuerdo entre partidos que buscan las estabilidad y moderación frente a los discursos populistas que crecen en España como en otros lugares de Europa", ha insistido.

Sin embargo, ha precisado que no se ha abordado como un "cambio de cromos" para conseguir un apoyo del PNV a los Presupuestos Generales del Estado que ha recordado "tienen otro tiempo" y contarán con "su propia negociación". Además, ha insistido en que, con los votos del PNV en el Congreso, "no llega" y por tanto, se llevará a cabo una negociación "más compleja".

"Trabajar cuanto antes"

Según ha explicado, el PP ha intercambiado con el Gobierno vasco "papeles" que pueden dar lugar a un "acuerdo general" respecto a la negociación de los presupuestos y ha recordado al Ejecutivo, "una vez confirmado que el esfuerzo de negociación del Gobierno es con el PP", la necesidad de "ponernos a trabajar cuanto antes". "El calendario sigue avanzando, las fechas van corriendo y creo que es una señal de tranquilidad que podamos avanzar lo más deprisa posible", ha señalado.

No obstante, ha rechazado hablar de cifras y anticipar contenidos del acuerdo porque "todavía nos tenemos que sentar". "Lo que tenemos es una voluntad de negociar y que esta sea exclusiva con el PP pero todavía es prematuro hablar de cifras económica concretas y del contenido", ha indicado.

Preguntado sobre la política fiscal que han planteado en la negociación, Alonso ha explicado que le han trasladado al Gobierno vasco la necesidad de "hacer un control del gasto, actuar con eficiencia, garantizar los servicios" pero cree que "de ninguna manera se puede incrementar la presión fiscal que se ejerce sobre las clases medias".

"Este es un planteamiento muy claro que contrasta con el que hace la otra parte de la Cámara -Bildu y Podemos- cuando propone disparar el gasto, el tamaño de la Administración y recargar los impuestos", ha señalado.