Público
Público

Autobus contra transexuales Hazte Oír afirma que su autobús antitransexualidad sólo muestra "un hecho de la biología"

La plataforma ultra reivindica hoy su autobús contra "las leyes de adoctrinamiento sexual" porque sus mensajes están amparados por la libertad de expresión e ideológica, "cada vez más amenazada por el 'lobby' gay"

Publicidad
Media: 0
Votos: 0
Comentarios:

El “autobús del odio” de los ultras de Hazte Oír campa a sus anchas por España

La plataforma Hazte Oír ha reivindicado hoy su autobús antitransexualidad contra "las leyes de adoctrinamiento sexual" porque sus mensajes están amparados por la libertad de expresión e ideológica, "cada vez más amenazada por el lobby gay", y tan sólo muestran "un hecho de la biología que se estudia en las escuelas".

"Decir que los niños tienen pene y las niñas tienen vulva es algo que describe una realidad", ha subrayado en una rueda de prensa el presidente de la organización, Ignacio Arsuaga, sobre los mensajes que han rotulado en el vehículo, que ayer empezó a recorrer las calles de Madrid.

Arsuaga ha lamentado la "avalancha" de críticas que ha suscitado esta campaña, con la que la plataforma reclama dos libertades "fundamentales": la que tienen los padres de educar a sus hijos "conforme a su conciencia" y la de ideología y expresión, "cada vez mas amenazada por el lobby gay y sus tentáculos".

En este sentido, se ha preguntado por qué su organización no puede expresarse libremente y se le ha prohibido plasmar sus mensajes en el País Vasco y Navarra, donde sí se permitió a la asociación de familias de menores transexuales Chrysallis colocar carteles en marquesinas de paradas de autobuses y de metro con el lema "Hay niñas con pene y niños con vulva".

Para Hazte Oír, "el sexo es el sexo que tenemos cuando nacemos, y eso es lo que queremos que se les explique a nuestros hijos, no que se utilice la escuela para imponer la ideología de género y los dogmas homosexuales", ha resaltado Arsuaga.

Las críticas, ha denunciado, han ido mucho más allá y la plataforma ha recibido incluso amenazas de muerte en Twitter, donde algunos usuarios han escrito mensajes como "Hay que quemar el autobús con vosotros dentro, puta escoria"; "Hazte Oír, voy a quemar vuestro puto bus" o "Buen molotov os cae como paséis por mi calle". Pese a ellas, el autobús continuará hoy su viaje por Madrid antes de trasladarse a Valencia, Barcelona, Hospitalet-Sant Cugat, Zaragoza, Pamplona, San Sebastián, Bilbao y Vitoria.

En ningún caso, ha resaltado Arsuaga, esta campaña discrimina ni ofende a los menores transexuales, de los que ha dicho que "tienen la misma dignidad" que el resto y que por ello condena cualquier tipo de agresión que sufran. Y menos aún, ha proseguido, puede ser constitutiva de un delito de incitación al odio, como sostienen colectivos como la Plataforma por los Derechos Trans o la presidenta de Madrid, Cristina Cifuentes, que ha trasladado el asunto a la Abogacía de Madrid.

"Se corresponde con la trayectoria de Cifuentes, que ha asumido los dogmas homosexuales y que los ha difundido y nos quiere imponer por la fuerza", ha asegurado Arsuaga, que ha arremetido contra la Ley de igualdad y no discriminación regional por ser "profundamente autoritaria". Esta y otras leyes autonómicas de no discriminación son el objeto de censura de "¿Sabes lo que quieren enseñarle a tu hijo en el colegio? Las leyes de adoctrinamiento sexual", una publicación de la que Hazte Oír ya ha repartido 100.000 ejemplares, muchos de ellos en las escuelas.