Público
Público

Maltrato animal Condenado a cuatro meses un vecino de un pueblo de Cáceres por maltratar a su perra

El acusado reconoció los hechos y aceptó el pacto entre el fiscal y la defensa, por lo que no se celebró el juicio

Publicidad
Media: 5
Votos: 2

Estado de Tanita cuando llegó a El Refugio. EL REFUGIO

El Juzgado de lo penal 2 de Cáceres ha condenado a un vecino de Piedras Albas por maltratar a su perra. El acusado reconoció los hechos y la defensa aceptó la pena de cuatro meses impuesta por el juez, por lo que el fiscal y la defensa llegaron a un acuerdo y no se celebró el juicio. De esta manera, el condenado no tendrá que ir a la cárcel, sin embargo, la condena suma como antecedentes penales en el caso de que se vea inmerso en otro procedimiento judicial.

La Fiscalía pedía ocho meses de prisión y El Refugio (protectora de animales especializada en la ayuda a perros y gatos maltratados y/o abandonados), que se presentó como acusación particular en el caso, reclamaba la máxima condena por este delito, doce meses. El portavoz de la protectora se mostró "satisfecho" y opina que se trata de una "condena ejemplarizante", según El Periódico Extremadura

El abogado del acusado, Jacinto Cuño, defendió la "inocencia" de su cliente minutos antes de llegas al acuerdo con el ministerio público. Afirmó que el animal tenía "una enfermedad" que le causaba una "extrema delgadez". 

Los hechos se remontan al año 2016 cuando el Seprona encontró al animal (llamado Tanita) en mal estado. Presentaba síntomas de "deshidratación, inanición, diarrea con sangre, vómitos, anemia muy severa, grave insuficiencia hepática y da positivo en dirofilarosis, una enfermedad infeccionsa mortal en caso de no administrar el tratamiento veterinario adecuado" en el examen veterinario.

Nacho Paunero, presidente de El Refugio destaca que "Tanita estaba sin identificar, sin vacunar y sin ningún tipo de cuidado veterinario, jamás he visto una perra en ese estado"

A principios de febrero el Juzgado de lo penal 1 sentenció a un vecino de Ceclavín a cinco años de cárcel como autor de diez delitos de maltrato animal, uno por cada equino que fue maltratado. Es el primer fallo que implica que el condenado entre en prisión y además supone la mayor condena por maltrato animal de Extremadura y la primera .