Público
Público

El acoso al Liverpool entra en un ritmo frenético

EFE

La carrera por el liderato de la Liga de Inglaterra, actualmente en poder del Liverpool, alcanza un ritmo frenético en el cierre del año, con dos nuevas jornadas en tres días, que pretenden rentabilizar el Chelsea, Aston Villa y Manchester United, inmediatos aspirantes, que pretenden dar un giro a la competición para la entrada del 2009.

El conjunto de Rafael Benítez, en el tramo final de la recuperación de la intervención para eliminarle cálculos renales a la que fue sometido el pasado domingo, ha sobrevivido a la amenaza del resto de candidatos, que no han sabido aprovechar los vaivenes de resultados del cuadro de Anfield, que solo ha ganado uno de los cinco últimos encuentros de Liga que ha jugado. El resto los ha empatado.

Con Fernando Torres en la lista de convocados, recibe al Bolton el viernes y visita al Newcastle. Dos equipos en pleno crecimiento clasificatorio. Asentados en el ecuador de la tabla de la Premier.

Sammy Lee, encargado del equipo hasta el retorno del preparador español, ha incluido a toda la 'armada española' disponible para la primera cita. Pero también ha confirmado que el delantero no saldrá de inicio.

El Chelsea de Luiz Filipe Scolari, recibe al colista y visita al Fulham, una de las revelaciones del curso. Situado a un punto del liderato, ha echado por tierra dos opciones consecutivas de situarse en la cima de la tabla. No pudo rentabilizar los traspiés de los 'reds'. Igual que el Liverpool no pasó del empate en sus recientes compromisos.

El Aston Villa, por su parte, empieza a confiar en que el 2009 puede ser el año de su explosión. El del retorno a la nobleza de la Premier. Con dos días más de intervalo en sus compromisos de fin de curso, recibe al Arsenal pero no visita al Hull hasta el próximo martes, pretende consolidar su condición de alternativa a la corona liguera.

Forma parte directa del encuentro más llamativo de la decimonovena sesión de la competición. El equipo de Martin O'Neal recibe en Villa Park al cuadro de Arsene Wenger, condicionado por la baja del español Cesc Fábregas. El centrocampista estará cerca de cuatro meses al margen de la competición por su rotura parcial en el ligamento medio de la rodilla derecha.

Quinto en la tabla, al margen de los puestos de la Liga de Campeones, completa el calendario del 2008 con la visita del Potsmouth el domingo. Tiene menos margen de error que el resto el equipo de Wenger. Un revés, especialmente ante el Aston Villa, podría desviarle de sus intenciones competitiva.

La vuelta del Manchester United estabiliza el torneo. El campeón retoma la defensa de su título después de convertirse campeón del Mundial de Clubes en Japón.

Por eso, la desventaja de siete puntos que mantiene con el Liverpool es ficticia. Ha disputado dos partidos menos que el resto. Ahora visita al Stoke y el lunes recibe al Middlesbrough.

.

-- Decimonovena jornada (viernes 26 diciembre): Aston Villa-Arsenal, Chelsea-West Brom, Liverpool-Bolton, Manchester City-Hull, Middlesbrough-Everton, Portsmouth-West Ham, Stoke-Manchester United, Sunderland-Blackburn, Tottenham-Fulham y Wigan-Newcastle.

Más noticias