Público
Público

EEUU presiona a Israel y palestinos por negociaciones de paz

Reuters

El Gobierno del presidente de Estados Unidos, Barack Obama, presionó el jueves a Israel y a los palestinos para que trabajen más en relanzar las estancadas negociaciones de paz, después de que la última ronda de diplomacia estadounidense fallara en lograr reanudarlas.

La secretaria de Estado, Hillary Clinton, informó a Obama de que "quedan desafíos" mientras le presentaba un informe sobre el estado de los esfuerzos de paz en Oriente Próximo, señaló un responsable de Gobierno.

Su evaluación fue seguida de reuniones en Washington en los últimos días entre el enviado de Obama a Oriente Próximo, George Mitchell, y los negociadores de Israel y palestina, enfocadas a menguar las diferencias para llevarlos a relanzar las conversaciones de paz directas.

"Ambas partes necesitan avanzar hacia negociaciones directas", dijo el responsable, después que Clinton se reuniera con Obama en la Casa Blanca para ponerle al tanto de los esfuerzos diplomáticos.

Tras la reunión, la Casa Blanca insistió en que se habían logrado progresos en algunos temas, pero llamó a Israel a tomar acciones tangibles para frenar las construcciones en los asentamientos judíos, y presionó a los palestinos para que cumplan sus obligaciones.

"Los palestinos han fortalecido sus esfuerzos en seguridad y reformado las instituciones palestinas, pero necesitan hacer más en esas áreas y en frenar la incitación y prevenir el terror", comentó.

"Los israelíes han facilitado una mayor circulación para los palestinos, y respondieron a nuestro llamamiento para frenar toda la actividad de asentamientos al expresar la voluntad de reducir la actividad", agregó.

"Pero necesitan transformar esa voluntad en una acción real, significativa, y hacer más por mejorar la vida diaria de los palestinos", sostuvo.

El primer ministro israelí, Benjamin Netanyahu, se ha resistido a las exigencias de Obama de un total congelamiento de la actividad en los asentamientos en la ocupada Cisjordania.

El presidente palestino, Mahmud Abas, dijo que no reanudaría las conversaciones directas hasta que se implemente el congelamiento exigido.

Obama enviará pronto a Mitchell de vuelta a la región, en el último intento por reiniciar las conversaciones de paz, y Clinton consultará con ministros de Exteriores árabes sobre el tema en Marruecos el 2 y 3 de noviembre, adelantó el miembro del Gobierno.

Obama fijó la paz en Oriente Próximo como una prioridad máxima al inicio de su mandato en enero, en contraste con su predecesor George W. Bush, que fue criticado internacionalmente por desatender el conflicto.

Más noticias de Política y Sociedad