Público
Público

La Fiscalía se querella contra cinco ex directivos de Novacaixagalicia

Dimite el co-presidente de la entidad por decir que los clientes de preferentes sabían lo que hacían

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

La Fiscalía Anticorrupción presentó hoy una querella ante la Audiencia Nacional contra el ex co-presidente y cuatro exdirectivos de Novacaixagalicia, por administración desleal y apropiación indebida de al menos 7,8 millones de euros, en concepto de indemnizaciones por prejubilación, que se adjudicaron sin autorización del Consejo de Administración de la entidad ni del Banco de España. Los querellados son los ex directivos José Luis Pego Alonso, Oscar Rodríguez Estrada, Gregorio Gorriarán Lanza y Francisco Javier García de Paredes Moro, quienes se apropiaron del dinero. Según Anticorrupción, los tres primeros contaron con la cooperación necesaria del ex presidente de Caixanova (que dio lugar a Novacaixagalicia al fusionarse con Caixagalicia), Julio Fernández Gayoso, el quinto querellado.

La querella, que ha recaído en el Juzgado Central de Instrucción número 2 de la Audiencia Nacional, se ha basado en informes de los inspectores del Banco de España y de la propia entidad. El documento de la Fiscalía señala que el exdirector general de Caixanova, José Luis Pego, cobró como indemnización 7,7 millones de euros, de los que el Ministerio Público señala que debe devolver 1,4 millones a NCG Banco; Gregorio Gorriarán, que cobró 4,8 millones, tendrá que devolver 913.602 euros y Oscar Rodríguez Estrada, que percibió 691.261 euros, deberá reintegrar al banco 260.940 euros. Estos dos últimos eran directivos de Caixanova. Por su parte, Francisco Javier García de Paredes, de Caixa Galicia, cobró 5,6 millones de euros como indemnización, y el fiscal señala que tendrá que devolver 5,2 millones, percibidos en perjuicio de la entidad crediticia y del FROB.

La Fiscalía señala que existe 'grave repercusión para la economía nacional', y que el mínimo que deberán devolver los querellados es de 7.875.474 euros, importe parte del cual proviene del Estado español, ya que es el FROB quien sostiene la entidad crediticia desde 2010, primero a Novacaixagalicia mediante la suscripción de participaciones preferentes por 1.162 millones de euros, el 30 de diciembre de ese año, y después a NCG Banco, con una inyección directa de capital de 2.622 millones de euros el 10 de octubre de 2011. El FROB pasó a ser entonces el accionista mayoritario con un 93 por ciento de capital social, de modo que en la práctica está nacionalizado.

Por otra parte, el copresidente de Novacaixagalicia, Mauro Varela, ha presentado hoy su dimisión 'irrevocable' tras la polémica suscitada por unas declaraciones suyas en las que afirmaba que los clientes de la entidad que suscribieron participaciones preferentes sabían lo que estaban haciendo, según informa Efe. Varela declaró el pasado 21 de junio que 'la gente' tomó las preferentes 'sabiendo lo que estaba tomando y, además, rentando un 7 por ciento', aunque añadió que la entidad estaba haciendo todo lo que puede para dar una solución aceptable a la situación, que impide a miles de pequeños ahorradores gallegos disponer de sus recursos.

Las palabras de Varela levantaron una oleada de críticas y mientras el PSdeG exigió su dimisión por 'engañar, estafar y ahora humillar' a las víctimas del 'fraude de las preferentes', el conselleiro de Presidencia, Alfonso Rueda, mostró su desacuerdo con las declaraciones del copresidente de Novacaixagalicia y subrayó que dichas manifestaciones, 'así formuladas, están fuera de lugar'. 'Siento profundamente que unas declaraciones realizadas por mí, a continuación de la Asamblea General de Novacaixagalicia, hubieran ofendido a aquellas personas que están angustiadas por un problema económico muy grave', indica Varela en la carta en la que anuncia su dimisión.

El responsable de esa entidad añade: 'Comprendo, y soy consciente que lo por mi dicho haya lastimado. No era tal mi intención. No es mi forma de comportarme y actuar y espero, y deseo, que el problema tenga una solución satisfactoria'. Varela asegura que 'estos tres últimos años han sido convulsos para las cajas de ahorros gallegas, para la entidad resultante de la misma y, en definitiva, para la sociedad gallega' e indica: 'También lo han sido para mi, a nivel personal'.

'Ante las actuales circunstancias, anuncio mi dimisión, irrevocable como consejero general de Novacaixagalicia, que lleva consigo la dimisión como miembro del consejo de administración y de la presidencia del mismo', concluye en su misiva.