Público
Público

Rajoy asegura que la idea de la "niña" es suya y está muy contento y orgulloso

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

El candidato del PP a la Presidencia del Gobierno, Mariano Rajoy, ha asegurado hoy que va a hablar de la "niña" a la que aludió en los debates con Rodríguez Zapatero lo que queda de campaña porque es una idea suya y está "muy contento y muy orgulloso".

Rajoy, en sendas entrevistas a RNE y a la SER, ha reiterado que quiere una niña que sea feliz, ya que "la política es lisa y llanamente la vida de la gente y aquí en estos últimos cuatro años no se ha hablado de la gente, se ha hablado de las naciones, de los estatutos, de las realidades nacionales, de las civilizaciones, de Chavez".

A juicio de Rajoy, "la gente no vive de esto, ni come de esto ni le importa absolutamente nada esto", por lo que ha subrayado que seguirá hablando de la niña "hasta el último segundo del último minuto de la campaña electoral".

Preguntado por qué ha elegido una niña y no un niño, Rajoy ha explicado que él tiene dos niños, y cuando ve a una "niña muy pequeñita" le "emociona", ya que le parece "un ser muy indefenso".

Ante el hecho de que el aspirante a candidato demócrata a la Casa Blanca Barak Obama defendiera en uno de sus actos de campaña que una niña que nazca hoy en cualquier lugar de EEUU debe tener las mismas oportunidades para que pueda decir en el futuro que se siente orgullosa de ser americana, Rajoy ha señalado: "celebro que esté de acuerdo con lo que yo he dicho de la niña".

Asimismo Rajoy, que ha afirmado que no quiere que se termine la campaña electoral porque se encuentra "muy animado y en plena forma", ha asegurado que tanto el ex presidente del Gobierno José María Aznar como el ex ministro de Economía Rodrigo Rato compartirán con él los últimos días de campaña, ya que le gusta que ambos le "acompañen en este momento singular" de su vida.

Rajoy ha negado que Aznar tenga una influencia directa sobre él y ha afirmado que habla "muy poco" de política con el ex presidente, entre otras razones porque "está fuera de España".

Preguntado por el supuesto malestar entre los empresarios catalanes por unas declaraciones del número dos por Madrid, Manuel Pizarro, y tras recalcar que "no está documentado" que las hiciera, Rajoy ha respondido: "si lo dijo se habrá equivocado, es evidente que eso no es doctrina de nadie".

Según avanzó ayer el Diari de Girona, Pizarro molestó a los empresarios catalanes al considerar que siempre estaban pidiendo.

Rajoy se ha referido también al hecho de que el presidente de la CEOE, Gerardo Díaz Ferrán, vaticinara que Pedro Solbes seguirá siendo vicepresidente del Gobierno tras las elecciones en un acto en la sede de las Cámaras de Comercio, y ha señalado: "tendrá buenos encuestadores, yo no lo doy por hecho".

Rajoy se ha mostrado "absolutamente convencido" de que si Díaz Ferrán hizo esta afirmación "nunca como en esta ocasión se representó tanto a sí mismo" y "sólo a él", porque el resto del empresariado "no opina lo mismo".