Público
Público

Sorensen ganó en la cima del Terminillo, Vinokourov sigue líder

EFE

El danés Chris Sorensen (Saxo Bank) se impuso en la cima del Terminillo, meta de la octava etapa del Giro de Italia, por delante del italiano Simone Stortoni y del español Xavi Tondo, mientras que el kazako Alexander Vinokourov conservó el primer puesto en la general.

Sorensen saltó de un grupo de fugados y aguantó los ataques que lanzaron por detrás en busca de la etapa. El vencedor recorrió los 189 kilómetros entre Chianchiano y el monte Terminillo en 4h50:48.

En el curso de la etapa abandonó el esprinter italiano Alessandro Petacchi, de 36 años, al parecer por problemas respiratorios. En su historial tiene 21 triunfos de etapa en la carrera rosa.

A 1.660 metros de altitud, la cima del Terminillo, al cabo de 13 km. de ascenso, era el objetivo del líder Vinokourov y de su principal adversario, el australiano Cadel Evans, que estaba a 1:12 en la general, pero no hubo diferencias entre los mejores.

El pelotón se rompió en dos partes cuando se habían cubierto los primeros sesenta kilómetros, pero los favoritos quedaron arriba y no hubo guerra. Minutos después, 17 corredores saltaron: Ochoa y Rodríguez (Androni Giocattoli), Tschopp (Bbox), Uran (Caisse d'Epargne), Moncutie (Cofidis), Brandle (Footon-Servetto), Krujiswijk (Rabobank), Froome y Cummings (Sky), Petrov (Katusha), Chris Sorensen (Saxo Banks), Stortoni (Colnago), Sarmiento, Hinault y Ravard (AG2R), Voeckler (Bbox), Engels (Quick Step).

El Lampre de Damiano Cunego y el Astana de Vinokourov se organizaron para trabajar juntos en el pelotón. A 35 kilómetros de meta el grupo delantero tenía tres minutos de ventaja.

A pie de puerto la ventaja del grupo delantero era de 2:35. Los ataques empezaron a sucederse entre los fugados en busca de la victoria de etapa. Stortoni y Sorensen abrieron arriba un hueco de 35 segundos sobre el ruso Eugeny Petrov y 1:40 sobre el pelotón. Poco después el danés se quedó solo por delante.

Entre los favoritos también ser rompieron las hostilidades. Scarponi y Nibali agitaron el grupo a 4 km. de meta, y a dos y medio saltó el español Xavi Tondo (Cervelo), compañero de Carlos Sastre, que se quedó rezagado un día después de perder más de cinco minutos.

Sorensen, pese a sus gestos de sufrimiento, resistió hasta la línea de meta mientras por detrás Stortoni llegaba a 30 segundos y Xavi Tondo a un minuto.

Todos los favoritos entraron a 56 segundos del vencedor Sorensen, por lo que la general sigue encabezada por el líder del Astana, Vinokourov, seguido de Cadel Evans.

Más noticias de Política y Sociedad