Público
Público
Únete a nosotros

Contenido patrocinado

Santander Explorer apoya un proyecto de exoesqueleto para que enfermos de espasticidad puedan vivir con normalidad

Bea tiene espasticidad en una mano, esto es, un trastorno motor del sistema nervioso por el que algunos músculos se mantienen permanentemente contraídos. Uno de los tratamientos no farmacológicos es la fisioterapia de estiramiento y movilidad muscular. Pero había utilizado varias prótesis estáticas y no había funcionado: la mano de la niña se quedaba rígida y sentía dolor.

Publicidad

Santander Explorer apoya un proyecto de exoesqueleto para que enfermos de espasticidad puedan vivir con normalidad

Un día, la madre de Bea llamó a Rubén Martín García y Ramiro Sánchez Torres (atrás, de izquierda a derecha en la imagen) y, graduados en Ingeniería Informática e investigadores de la Universidad de Salamanca, y ambos se pusieron manos (nunca mejor dicho) a la obra. Lo primero fue ver cuál era el estado del arte de este problema en todo el mundo, y comprobaron que no había ninguna solución no farmacológica que, además, se pudiera utilizar en cualquier momento y lugar.

Fue así como nació R2bionics y su producto Inmyhand, un esqueleto biónico que mueve los dedos con motores y que sirve, por tanto, para labores de rehabilitación y para que las personas con este problema puedan hacer cosas de la vida diaria que antes tenían vedadas como coger una botella, evitando que los tendones se acorten y atrofien por el desuso.

Ésta es Bea.

Ramiro y Rubén viajarán a Silicon Valley junto con otros emprendedores jóvenes invitados por el programa Explorer, impulsado por el Banco Santander a través de Santander Universidades y el Centro Internacional Santander Emprendimiento (Cise). Se han hecho acreedores de este premio por ganar, con su proyecto, el primer premio local del space Explorer de la Universidad de Salamanca (hay 55, la mayoría ubicados en universidades españolas). Pero, además, al ser ganadores locales han pasado a la siguiente fase, la competición nacional, donde optan a un premio adicional de hasta 30.000 euros para desarrollar R2Bionics.

Sería un perfecto colofón a un proyecto de emprendimiento social que comenzó con la llamada de la madre de Bea, con los dos emprendedores (Rubén es, además, profesor ayudante en la Universidad Pontificia de Salamanca) desarrollándolo en su tiempo libre, fines de semana incluidos, y que, al poco de empezar, se encontraron ganando su primer premio en un Hackforgood, un encuentro inter-universitario que se celebra anual y simultáneamente en 10 ciudades durante 48 horas, “en el que hackers for good de toda España” desarrollan “soluciones tecnológicas innovadoras para dar respuesta a más de un centenar de retos sociales planteados por ONGs, fundaciones, instituciones y universidades, con el fin de construir un mundo mejor”. Este encuentro está promovido por la Red de Cátedras de Telefónica.

Con este premio, pudieron construir el primer prototipo del exoesqueleto, que ha sido validado por médicos rehabilitadores del hospital salmantino y está justo en estos momento iniciando la fase de pruebas clínicas.

Los promotores de Inmyhand tienen ya resuelto el problema de fabricación derivado de hay casi tantos tipos de manos como de personas. Para superar este obstáculo, toman las medidas biométricas de cada una e imprimen el aparato en 3D. Se puede, asimismo, ponerlo en marcha con un simple botón o con una aplicación: sí, una app, con la que, además se pueden programar ejercicios, especialmente pensados para los procesos de rehabilitación. La batería permite utilizarlo todo el día.

Para quienes hayan oído por primera vez la patología que afecta a Bea, es importante saber que su prevalencia, sólo en España, puede llegar a las 400.000 personas, y que sus principales orígenes son los ictus, los traumatismos craneoencefálicos, las lesiones medulares, la esclerosis múltiple y la parálisis cerebral infantil.

El Programa Explorer ‘Jóvenes con ideas’ es una iniciativa del grupo Santander a través del cual forma, apoya y ofrece mentoring durante cinco meses a personas entre 18 y 31 años que respondan afirmativamente a la siguiente pregunta: ¿Tienes talento y quieres innovar?. Pero también otorga financiación, visibilidad, reconocimiento, comunidad y co-working. Y los mejores entre los mejores pueden obtener premios.

Los próximos 9, 10 y 11 de julio de julio, tendrá lugar en Coimbra (Portugal), el Explorer Day de este año.