Público
Público

Sorpresa del Zaragoza en Mestalla

El Valencia se deja sorprender en casa por el Zaragoza, el colista que se aferra a Primera. Mallorca y Levante también ganan a domicilio a Sporting y Real Sociedad

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

El Zaragoza logró una meritoria e increíble victoria en su visita a Mestalla (1-2), pese a jugar en inferioridad numérica durante más de una hora, ante un Valencia que fue muy superior pero que no supo plasmarlo en el marcador y que acabó siendo despedido por sus aficionados con una pañolada.

Nadie hubiera apostado nada por el colista en los primeros compases del partido cuando el Valencia mandaba en el marcador, jugaba con uno más y se mostraba muy superior a su rival. Pero un inexistente penalti en el primer tiempo, la casta del Zaragoza y la falta de acierto local en el remate fueron argumentos suficientes para tirar por tierra la buena imagen ofrecida por el Valencia el pasado domingo en San Mamés y para dar un balón de oxígeno y moral al equipo aragonés en su lucha contra el descenso.

Unai Emery planteó el partido con una alineación muy ofensiva aunque el Zaragoza encaró también el duelo de forma atrevida. A los diez minutos, Pablo aprovechó perfectamente una gran jugada de Soldado por banda derecha para adelantar a su equipo, aunque Aduriz, en posición dudosa, se encontraba en la trayectoria del balón. El Valencia jugaba a placer y parecía que las cosas aún le iban a ir mejor cuando el colegiado expulsó al zaragozista Álvarez. Sin embargo el efecto fue el contrario.

Mestalla despide con una gran pañolada a los jugadores valencianistas

El cuadro local se relajó y todo se le complicó aún más cuando a la media hora el árbitro sorprendió a todos, incluido los jugadores maños, al señalar una pena máxima a favor del Zaragoza cuando todo el mundo pensaba que había pitado manos de Aranda. Apoño transformó el penalti, empató y el partido entró en una fase de tensión y juego brusco que favoreció a los intereses de los aragoneses.

Pese a ello, el Valencia pudo marcharse al descanso con ventaja, pero ni Soldado ni Aduriz acertaron sendos remates en los minutos finales del primer acto. En la reanudación, el Valencia acorraló al Zaragoza en su campo. Con buenas entradas por las bandas, las ocasiones se iban sucediendo a favor del cuadro local y el meta Roberto se multiplicaba para evitar el tanto.

El gol parecía que era solo cuestión de tiempo, pero los minutos se fueron sucediendo. El Zaragoza fue acumulando efectivos en defensa, y a perder el tiempo, y al Valencia comenzaron a entrarle los nervios, que se convirtieron en histeria cuando Apoño hizo su segundo gol, con un potente disparo, que finiquitó el partido, ya que el Valencia estaba definitivamente reñido con la portería rival.

El Levante ha sumado un vital triunfo (1-3) a domicilio ante la Real Sociedad, que le sirve a los de Juan Ignacio Martínez para descolgar a los de Philippe Montanier de la lucha por las plazas europeas, además de para consolidarse en la cuarta plaza de la Liga, que recientemente había abandonado en detrimento del Málaga.

Los de 'JIM' recuperan la cuarto plaza que les había arrebatado el Málaga

En una noche gélida en Anoeta, el público pudo sacudirse el frío de dentro de un modo tempranero, cuando Xabi Prieto sirvió un balón a la carrera de Carlos Vela, que acomodó el cuerpo magistralmente para batir a Munúa con la zocata. Acto seguido, el 'todopoderoso' Levante de este año tiró de galones y se fue a buscar las tablas. Un empate que no tardaría en llegar, cuando Barkero desde los once metros puso el balón en la red tras un penalti sobre El Zhar que decretó el colegiado. A partir de ahí, el encuentro resultó vistoso a los ojos del espectador pero discreto en calidad, puesto que Koné y Agirretxe disfrutaron y marraron varias oportunidades.

Precisamente sería el costamarfileño Arouna Koné el que completaría la remontada granota antes del descanso, con la inestimable ayuda de Bravo, que no acertó a despejar un tiro duro y raso del delantero levantinista. Antes de la hora de juego, la Real Sociedad se quedó con uno menos por la expulsión de Elustondo, lo que resultó una pérdida de fuerzas ante un rival que sabe cómo enfriar los partidos para que nadie inquietase a Munúa. Ya en las postrimerías del encuentro, los de 'JIM' acrecentaron su cuenta por medio del recién ingresado al campo Xavi Torres, para demostrar que el sueño de la 'Champions' está cada vez más cerca de hacerse realidad.

El Sporting de Gijón se complicó su permanencia tras caer en casa ante el Mallorca (2-3), en un encuentro que estuvo marcado por los errores defensivos del cuadro asturiano, que permitieron a los bermellones sacar petróleo y llevarse tres puntos con los que ponen tierra de por medio respecto a los puestos de descenso. La tensión y la responsabilidad presionó al conjunto asturiano desde el comienzo del encuentro, en el que el Mallorca estuvo más cómodo sobre el césped de El Molinón. Fruto de esa situación llegó el primer gol bermellón, obra de Nunes tras un córner en el minuto 30.

Los errores defensivos de los de Clemente permitió al Mallorca sacar petróleo

El conjunto de Clemente necesitaba reaccionar y ocho minutos después apareció la conexión Nacho Cases-Colunga. El primero realizó una gran asistencia para el segundo que, ante Aouate, elevaba la pelota y ponía el 1-1 con el que se llegó al descanso. Sin embargo, tan solo 48 segundos necesitó el Mallorca para volver a ponerse por delante en la segunda mitad. Nada más reanudarse el juego Nsue le ganó la carrera a Canella y su centro fue desviado fatídicamente por el defensor Pedro Orfila, que introducía el esférico en su propia portería.

Ese resultado suponía un desastre para la parroquia rojiblanca, por lo que el cuadro asturiano se volcó a buscar el empate. Un gol que llegó en el minuto 66, cuando Botía aprovechó una serie de rebotes en el área. Una alegría que le volvería a durar poco al Sporting, ya que en el 76 Álvaro aprovechó la debilidad defensiva asturiana y puso el 2-3 batiendo a Juan Pablo.