Público
Público

La morosidad de la banca cae en noviembre al 8,07%

En total, los créditos dudosos desciende hasta los 101.679 millones, mientras el volumen de crédito total se sitúa en los  1,259 billones de euros

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

El edificio del Banco de España, en la madrileña calle de Alcalá.

La morosidad de los créditos concedidos por los bancos, cajas y cooperativas a particulares y empresas se redujo ligeramente en noviembre, hasta el 8,07%, frente al 8,22% registrado en el mes anterior, y se sitúa en mínimos desde febrero de 2012.

Así, la tasa de morosidad de la banca española se mantiene en niveles cercanos a los de comienzo de 2012, cuando se situaba en torno al 8%, según los datos provisionales hechos públicos este jueves por el Banco de España.

En total, los créditos dudosos descendieron hasta 101.679 millones de euros en el undécimo mes del año, desde los 102.679 millones de euros correspondientes a octubre.

Esta cifra incluye el cambio metodológico en la clasificación de los Establecimientos Financieros de Crédito (EFC), que desde enero de 2014 han dejado de ser considerados dentro de la categoría de entidades de crédito.

El crédito total del sector descendió un 0,54% en noviembre en relación con octubre, hasta los 1,259 billones de euros, mientras que en términos internanuales cayó un 1,75%.

En el mes de noviembre, las entidades financieras redujeron hasta 61.179 millones de euros las provisiones, lo que supone una rebaja de 1.012 millones respecto al mes anterior. Un año antes, este colchón se situaba en 70.720 millones de euros.

Por la mejora de la economía

Para el analista de XTB Rodrigo García, el descenso progresivo de la morosidad desde 2012 se explica por el aumento del crecimiento económico y el descenso del paro, que "hace que gran parte de los agentes económicos y sociales estén en una mejor situación que hace unos años".

Según explica el experto, también ha ayudado a la caída de la mora el incremento mensual del volumen global de créditos. "Las nuevas políticas de gestión del riesgo de las empresas financieras provocan que gran parte de los nuevos créditos tengan una probabilidad de mora ostensiblemente más baja, lo que desemboca en una tasa de morosidad media menor en términos globales", explica.

Así, en su opinión, las tasas de morosidad en el entorno del 8% ponen de manifiesto el estrechamiento del diferencial que hay entre la salud de la economía española y las principales potencias europeas. En los primeros meses del año, salvo cambios inesperados, la mora seguirá en tendencia bajista, según el experto.