Público
Público

Oposiciones en Correos Correos repitió preguntas en un examen extraordinario para acceder a puestos fijos

Casi 500 personas se presentaron a un examen extraordinario por problemas para realizarlo en la convocatoria oficial del 30 de septiembre. El Órgano de Selección decidió por unanimidad la tarde del miércoles anular nueve preguntas y, posteriormente, 11 que ya aparecieron también en el primer examen, tras denunciarlo el sindicato CGT. Según Correos, no se tendrá que repetir el examen.

Publicidad
Media: 4.67
Votos: 3

 EFE

Más de 70.000 personas se presentaron el pasado 30 de septiembre al examen para acceder a uno de los 2.295 puestos de trabajo fijo en Correos. Había inscritos más de 116.000 aspirantes, pero finalmente sólo se examinó el 60%. A pesar de que CCOO, el sindicato mayoritario en la empresa propiedad de la Sociedad Estatal de Participaciones Industriales (SEPI), celebró la "normalidad" de la jornada, informó de que llevaría ante el Órgano de Selección (del que forma parte mayoritariamente) "las puntuales incidencias" que se produjeron "para garantizar las máximas transparencia y garantías" en la adjudicación de las plazas.

Menos de un mes después, el 21 de octubre, se realizó un examen extraordinario tras varios problemas durante la celebración del examen en Valencia y Santiago de Compostela, según ha informado Correos. También lo realizaron las personas que no pudieron acudir a la prueba y justificaron "causas de fuerza mayor" como problemas de salud, accidentes, partos o fallecimientos de algún familiar. Según los datos que Correos ha facilitado a Público, cerca de 500 personas se presentaron a este segundo examen celebrado "para garantizar la igualdad de oportunidades" tras estudiar las reclamaciones que se elevaron. También se realizó en Murcia, Málaga y las Palmas de Gran Canaria, según fuentes sindicales.

Nueve aciertos pueden marcar la diferencia entre obtener o no el puesto de trabajo

Sin embargo, el examen extraordinario contenía hasta nueve preguntas que ya se habían formulado en el examen del 30 de septiembre, según denunció a Público y ante Correos el pasado martes la sección sindical de CGT en la empresa, que criticaba que esta circunstancia "daba una clara ventaja" a quienes se examinaron el pasado lunes. Dependiendo del puesto de trabajo al que se opte, la prueba puede contener de 100 a 140 preguntas. Parecen pocas las preguntas repetidas pero, según los trabajadores, nueve aciertos pueden marcar una importante diferencia entre obtener o no la plaza.

Del mismo modo CGT denunció que no se le permitió estar presente en la apertura de los precintos de las urnas que contenían los exámenes, que no se le notificó la realización de la prueba en varias localidades y que, en algunos casos, los documentos de las pruebas no estuvieron debidamente custodiados, enviándose por correo electrónico al aula donde se celebraba la prueba.

No se repetirá el examen

Según ha reconocido Correos a Público este jueves, el Órgano de Selección, del que forman parte los sindicatos más representativos de Correos (CCOO UGT, CSI-F, y Sindicato Libre), se reunió la tarde del miércoles y acordó "por unanimidad" anular nueve preguntas repetidas de la prueba, pocas horas después de que Público preguntara por esta circunstancia. Este diario pudo comprobar que finalmente fueron 11 las preguntas repetidas y anuladas, junto a otra cuya respuesta eran dos de las opciones planteadas.

El Órgano de Selección ponderará las preguntas eliminadas a la hora de valorar las pruebas, dice Correos

La empresa ha achacado la situación a "un error tecnológico en la edición del cuestionario" y afirma que "el Órgano de Selección acordó anular las preguntas repetidas y, por lo tanto, no cabe repetir la prueba" y que el mismo órgano "ponderará esta circunstancia a la hora de valorar las pruebas a los candidatos".

Público intentó en varias ocasiones recabar la versión de representantes de CCOO, el sindicato mayoritario en la empresa y en este órgano de control y toma de decisiones, pero no ha recibido ninguna respuesta y fuentes del sector postal del sindicato afirman que este asunto "no tiene relevancia informativa" para ellos.

No son las únicas "irregularidades" que ha denunciado CGT en esta prueba extraordinaria que, según este sindicato, no estaba recogida en las bases de la convocatoria del examen. La empresa alega que las bases contemplan que el tribunal estudie quejas y reclamaciones y actúe para darles la solución más adecuada. Sin embargo, CGT alertó de que en algunas ciudades donde se realizó la prueba extraordinaria, los exámenes no se custodiaron debidamente, que se entregaron fotocopias y no el documento oficial que se entregó en la prueba ordinaria, además de que no estaban numeradas adecuadamente.

A la izquierda, documento de examen extraordinario entregado en algunas localidades, sin numerar y sin el formato original. A la derecha, el documento entregado en la prueba orinal del día 30 de septiembre. CGT CORREOS

La diputada de En Marea (Unidos Podemos) Yolanda Díaz registró el miércoles una pregunta parlamentaria en la que pedía explicaciones al Gobierno por la repetición de preguntas, la falta de custodia y otras de las supuestas irregularidades denuncias por CGT.

Fuentes de la empresa pública aseguran a Público que "la prueba ha contado con todas las garantías de seguridad en su desarrollo en los lugares donde tuvo lugar el domingo 21 de octubre".

Evitar posibles fraudes

Desde CGT insisten en la importancia de fiscalizar este tipo de pruebas para evitar posibles fraudes a la hora de seleccionar a los trabajadores. Según esta sección sindical, en el examen de 2016 también hubo otra prueba extraordinaria y surgieron graves sospechas de que al menos dos de los candidatos, que eran hermanos, obtuvieron un puesto fijo tras sacar en el examen la misma puntuación.
"Se hizo lo mismo que en esta ocasión, se sacaron de la manga una convocatoria de examen extraordinario y no nos dejaron asistir, intentamos conseguir el examen y no nos lo facilitaron. Lo pedimos por escrito meses después a ver si se les había olvidado pero no nos contestaron", explica una portavoz de la sección sindical de CGT en Correos.

Siempre según este sindicato, que prefiere no hacer públicos los nombres porque no tiene pruebas, un tercer hermano de estos dos trabajadores tendría un puesto en la planta directiva de la empresa.