Público
Público

Abolición de la monarquía El Parlament reprueba al rey y pide abolir la monarquía

La cámara critica el posicionamiento de Felipe VI. Durante un plano monográfico, Catalunya en Comú Podem ha obtenido los apoyos suficientes, por parte de ERC y Junts per Catalunya, para que su propuesta saliese adelante.

Publicidad
Media: 4.25
Votos: 20

Lucía Martín, co-portavoz en el Congreso de los Diputados por En Comú Podem | Europa Press

El Parlament ha aprobado este jueves una resolución que rechaza y condena el posicionamiento del rey en el "conflicto catalán" así como su "justificación de la violencia" policial el 1-0, y aboga por la abolición de la institución monárquica, que califica de "caduca y antidemocrática".

Ésta ha sido una de las propuestas de resolución en "defensa de las instituciones catalanas y las libertades fundamentales" presentada por Catalunya en Comú Podem en el marco del pleno monográfico sobre la convivencia.

La propuesta de los comunes sobre el rey ha sido aprobada con el apoyo de Junts per Catalunya y ERC, mientras que la CUP se ha abstenido y Ciudadanos, PSC y el PPC han votado en contra. La reprobación ha llegado dos días después de rechazar una resolución de JxCat que perseguía lo mismo: entonces no prosperó porque los comuns no dieron su apoyo alegando que aquella iniciativa, aparte de reprobar el monarca, reivindicaba la vía unilateral a la independencia que no comparten.

La diputada de los Comunes Yolanda López ha defendido que este jueves sí han votado a favor de reprobar el monarca porque su propuesta de resolución era "honesta, sin trampas ni artimañas" a diferencia de la que presentó el martes JxCat.

Además de condenar el posicionamiento del rey en el "conflicto catalán", en esta propuesta se reprueban también los que califica de "actos represivos contra la ciudadanía", las "amenazas con la aplicación del 155", la "judicialización" de la política y la "violencia ejercida contra derechos fundamentales".

La misma resolución de los Comunes ha hecho que el Parlament haya condenado "los actos represivos contra la ciudadanía y las amenazas de ilegalización" contra partidos catalanes, en alusión a las voces del PP y Cs que recientemente han planteado ilegalizar a la CUP.

Asimismo, en esta misma propuesta que ha salido adelante se emplaza a las instituciones catalanas y a los partidos al diálogo, al acuerdo y al respeto a la pluralidad. 

Más noticias en Política y Sociedad