Público
Público

Reunión entre el presidente del Gobierno y el presidente de Castilla-La Mancha García-Page: "A Sánchez no le va a temblar el pulso si debe aplicar medidas en Catalunya"

El presidente castellano-manchego avisa a los independentistas que "no jueguen con la fortaleza" del líder del Ejecutivo. Asegura, tras una reunión de más de dos horas en Moncloa, que el Gobierno tiene la determinación de agotar la legislatura

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

El presidente del Gobierno Pedrto Sánchez, durante su reunión con el presidente de la comunidad de Castilla La Mancha Emiliano García Page, en el Palacio de La Moncloa.-EFE/Fernando Villar

El presidente de la Junta de Castilla-La Mancha, Emiliano García-Page, volvió este lunes a pisar La Moncloa, tras años sin ser recibido por el ex presidente Mariano Rajoy, con una abultada carpeta debajo del brazo con reivindicaciones territoriales, un apoyo explícito a Pedro Sánchez y un claro mensajes en contra del independentismo.

Asi, García-Page avaló la política de diálogo, negociación y buenos modales del Ejecutivo con la Generalitat de Catalunya, pero mostró su convencimiento de que "si en Catalunya se traspasan los límites, al presidente no le va a temblar el pulso para aplicar medidas constitucionales", afirmó.

El presidente castellano-manchego indicó que está tan convencido de la actitud de Sánchez en este tema, que ni siquiera tiene que decir que estará vigilante con la posición del Gobierno. Por ello, aconsejó a los independentistas "que no jueguen a probar la fortaleza" del presidente del Ejecutivo.

García-Page indicó que algunos están confundiendo las buenas formas del Gobierno con debilidad, y advirtió de que si alguien piensa que Sánchez es débil se equivoca, "y en el PSOE ya salimos escarmentados"; dijo irónicamente, recordando las primarias en las que el dirigente castellano-manchego se posicionó a favor de Susana Díaz.

El presidente de Castilla-La Mancha, Emiliano García-Page, momentos antes de la rueda de prensa que ofrece tras la reunión que ha mantenido con el presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, en el Palacio de la Moncloa, en Madrid. EFE/ Fernando Villar

También respaldó el proyecto de Presupuestos del Gobierno que, en su opinión, "está hecho con alma", y demuestra que hay alternativas y otras formas de hacer política, más allá de la austeridad a ultranza promovida por el Partido Popular.

García-Page añadió que tanto él como Pedro Sánchez creen que hay margen para que se aprueben los Presupuestos, aunque admitió de que si no se consigue se abrirá el escenario del adelanto electoral... pero no inmediatamente.

Así, el presidente castellano-manchego apuntó como posibilidad seguir gobernando con los Presupuestos prorrogados del PP un año más, y recordó que fue el propio ex presidente Mariano Rajoy, quien dijo en numerosas ocasiones que no pasaba nada por prorrogar las Cuentas del Estado.

No obstante, aunque Sánchez no se incline por esta opción, García-Page no contempla un adelanto electoral antes del otoño de 2019. Cree que no serán en marzo, porque sería una auténtica locura ir a proceso de investidura a las puertas de las elecciones municipales, autonómicas y europeas del último domingo de mayo. Y, además, también descarta que se hagan coincidir con estos tres comicios.

En todo caso, García-Page transmitió que la impresión que le ha dado Sánchez durante la reunión es que tiene la determinación de llegar al final de la legislatura, y no descarta que pueda hacerlo.

Finalmente, también reveló que habían hablado en profundidad sobre el nuevo modelo de financiación autonómica, y que el presidente del Gobierno estaba en predisposición de que se pudiera afrontar parcialmente en temas como la Sanidad o la Dependencia. García-Page se mostró firme partidario de esta posibilidad, ya que, según dijo, "no se trata de estar pendiente del conflicto de Catalunya".

Más noticias en Política y Sociedad