Público
Público

Los sindicatos europeos advierten que hay trabajadores excluidos del salario mínimo

La secretaria general adjunta de la ETUC manifestó que "el concepto fundamental de un salario mínimo se está socavando en toda Europa por las lagunas legales", las cuales permiten a las grandes empresas tratar a los jóvenes, las mujeres y los trabajadores inmigrantes "como mano de obra barata".

Un grupo de personas trabajando.
Un grupo de personas trabajando. Pixabay

La Confederación Europea de Sindicatos (ETUC, por sus siglas en inglés) informó este miércoles de que en la mitad de los Estados miembros de la Unión Europea los trabajadores son excluidos del salario mínimo legal por su edad, su ocupación o por tener discapacidades.

La ETUC explicó en un comunicado que algunos sindicatos están trabajando con los eurodiputados para impulsar una medida que prohíba las exclusiones del salario mínimo legal, incluidas las tasas por debajo del mínimo. 

La secretaria general adjunta de la ETUC, Esther Lynch, manifestó que "el concepto fundamental de un salario mínimo se está socavando en toda Europa por las lagunas legales", las cuales permiten a las grandes empresas tratar a los jóvenes, las mujeres y los trabajadores inmigrantes "como mano de obra barata". 

La ETUC señaló que 9 Estados miembros deducen hasta el 70 % del salario real a los menores de 21 años, por lo que, por ejemplo, un joven de 18 años que trabaje a tiempo completo en los Países Bajos solo ganará 10.917 euros en un año, en lugar de los 21.835 euros mínimos. 

"En lugar de ayudar a los más vulnerables de la sociedad a encontrar trabajo, estas exclusiones del salario mínimo legal están contribuyendo a mantenerlos en la pobreza", criticó Lynch. 

Según la investigación de la confederación de sindicatos, algunos Estados miembros también permiten la discriminación de los trabajadores de temporada, los trabajadores domésticos, los marineros o los trabajadores con discapacidad. 

En concreto, en el caso de Portugal las personas discapacitadas pueden cobrar solo la mitad del salario mínimo legal, como detalló la ETUC.

En este sentido, Lynch recalcó que estos grupos de personas "hacen los mismos trabajos, pagan los mismos impuestos y su comida y su alquiler cuestan lo mismo", por lo que aseguró que no existe una justificación para pagarles menos. 

Los resultados de la ETUC se basan en las conclusiones de las investigaciones del Consejo de Europa sobre las violaciones del derecho a una remuneración justa, y en la evaluación de impacto de la Comisión Europea de su propuesta de directiva sobre "salarios mínimos adecuados". 

La confederación de sindicatos destacó que el documento de la Comisión afirma que las variaciones del salario mínimo legal "pueden exacerbar las desigualdades existentes para los grupos vulnerables de trabajadores". 

Asimismo, Lynch subrayó que el pago de salarios por debajo del mínimo, "que a menudo viola las normas internacionales de derechos humanos, debería prohibirse en toda Europa".  

Más noticias de Internacional