Público
Público

Tensión en el Parlamento de República Dominicana durante la votación sobre la despenalización del aborto

La norma, que data de 1884, iba a haber sido discutida este martes; sin embargo, el partido de centroizquierda PLD, ha abandonado el hemiciclo en señal de protesta. 

21/12/2021 Miembros de la Cámara de Diputados dominicana asisten a una sesión para votar de nuevo el Código Penal
Miembros de la Cámara de Diputados dominicana asisten a una sesión para votar de nuevo el Código Penal. Francesco Spotorno / EFE

La renovación del Código Penal en República Dominicana -que data de 1884- sigue sembrando polémica, entre otras cuestiones, en materia relacionada con el aborto. Se trata de un tema que lleva 20 años sobre la mesa y este martes se ha discutido en el Parlamento su legalidad

Desde el ala progresista de la cámara se busca que el nuevo Código Penal reconozca, entre otras iniciativas, el derecho a interrumpir el embarazo en casos de incesto o violación, si la vida de la gestante corre peligro y si, durante el embarazo, se produce una malformación en el feto que resulte incompatible con la vida después del parto. Hasta el momento el aborto está totalmente prohibido en la República Dominicana.

Que se reconozcan estos tres escenarios como legítimos para poder optar a la interrupción del embarazo es algo que los colectivos feministas no ven óptimo, pues consideran que se sigue negando a las mujeres el derecho a decidir

Los conservadores se niegan a proteger a la comunidad LGTB

Los conservadores, por su parte, defienden que el Código Penal no se renueve para que no queden tipificadas algunas garantías legales que protejan a la comunidad LGTB, como el delito de discriminación por orientación sexual. 

La votación de la renovación del Código Penal se debería haber llevado a cabo durante esta jornada de martes; sin embargo, ha quedado pospuesto para el próximo 4 de enero. Ello se debe a que el partido de centroizquierda, Partido de la Liberación Dominicana (PLD), ha boicoteado la sesión retirando sus parlamentarios del hemiciclo.

Danilo Medina se negó a no reconocer el derecho a abortar

Sus motivos: protestar por la mención del expresidente Danilo Medina -que pertenecía a su partido- en una investigación judicial de un caso de corrupción. Este, sin embargo, no está acusado de ninguna ilegalidad. 

Medina, durante su etapa como presidente, vetó la aprobación del Código Penal, cuando sí contaba con el beneplácito del Parlamento, dado que no incluía los tres supuestos de aborto que proponen los progresistas. 

A pesar de todo, el presidente de la Cámara de Diputados dominicana, Alfredo Pacheco, ha expresado, en declaraciones recogidas por Efe, que "lo más importante es que se han hecho avances significativos" en la búsqueda de un acuerdo que permita la aprobación del Código Penal. 

Polémica por la reintroducción del proyecto

Tras la sesión del jueves, el propio presidente de la Cámara de Diputados, Alfredo Pacheco, ha admitido públicamente que el proyecto había sido rechazado y ya no se podría votar de nuevo hasta la próxima legislatura.

Sin embargo, fue introducido por sorpresa en la agenda de la sesión de este martes, después de haber consultado a los asesores legales de la Cámara de Diputados, según dijo Pacheco.

Estas explicaciones no convencieron a todo el mundo e incluso la diputada Lourdes Aybar ha subrayado que "no hay procedimiento legislativo" que permita volver a estudiar en la misma legislatura a un proyecto rechazado por la Cámara.

Avances

Pacheco ha afirmado este martes que "lo más importante es que se han hecho avances significativos" en la búsqueda de un acuerdo que permita la aprobación del Código Penal. El proyecto naufragó en la votación del pasado jueves por la oposición de los sectores progresistas y los más conservadores, estos últimos mayoritarios en la Cámara.

Los ultraconservadores, que han adornado sus escaños con pañuelos azul celeste, votaron en contra del Código Penal porque se oponen a que tipifique el delito de discriminación por orientación sexual, entre otras garantías legales para proteger a la comunidad LGBTI.

Los progresistas, identificados con pañuelos verdes, exigen que el Código reconozca el derecho de las mujeres a interrumpir el embarazo en tres excepciones, conocidas como "las tres causales".

Más noticias de Internacional