Público
Público

La UE reduce más su lista de paraísos fiscales pese a los 'papeles de Pandora'

Bruselas elimina de su "lista negra" de paraísos fiscales a Anguila, Dominica y Seychelles, esta última una de las jurisdicciones más mencionadas en los 'papeles de Pandora' como principal destino del dinero. 

05/10/2021 Protesta paraísos fiscales
Activistas protestan en la playa de una isla tropical simulada que representa un paraíso fiscal frente a una reunión de ministros de finanzas de la Unión Europea en Bruselas en 2017. Francois Lenoir / Reuters

La Unión Europea sacó este martes de su "lista negra" de paraísos fiscales a las Seychelles, Anguila y Dominica, lo que deja este repertorio con solo nueve jurisdicciones y ha generado críticas por llegar tras las revelaciones de los papeles de Pandora, una nueva investigación que prueba el enorme uso de estos refugios tributarios por parte de la élite mundial.

Tras la decisión adoptada este martes por los ministros de Economía y Finanzas comunitarios, en la lista quedan Panamá, Samoa Americana, las islas Fiji, Guam, Palau, Samoa, Trinidad y Tobago, las Islas Vírgenes estadounidenses y Vanuatu.

Seychelles, Anguila y Dominica, que habían entrado en la lista por incumplir los criterios de transparencia e intercambio de información del Foro Global de la OCDE, salen de la misma después de que este organismo les haya concedido una revisión adicional para ver si cumplen.

"El Consejo decidió hoy transferir de la lista negra a la gris a tres países. La razón es que se comprometieron con lo que les pedíamos: garantizar que no solo las empresas, sino también las sociedades colectivas, demuestren tener una actividad real, y se comprometieron a aplicar legislación en ese sentido", declaró el comisario de Economía, Paolo Gentiloni, en la rueda de prensa posterior a la reunión de titulares económicos de la UE en Luxemburgo. 

Aseguró que revelaciones como las de los papeles de Pandora son "una especie de propulsor para iniciativas" políticas de la Eurocámara y la Comisión Europea. En ese sentido, recordó que el Ejecutivo comunitario presentará antes de fin de año una propuesta legislativa sobre las empresas fantasma.

Además, insistió en que con su lista la UE busca usar su "influencia" para promover cambios en los países.

"¿Está esto funcionando como debería? Bueno, por supuesto, no por completo porque todos sabemos que la elusión de impuestos, los paraísos fiscales, siempre están buscando y encontrando nuevos caminos. Pero, en principio, creo que este es el camino que debemos seguir, hacer presión y utilizar la influencia para provocar cambios", admitió Gentiloni.

Reconoció, sin embargo, que los criterios para elaborar la lista "podrían debatirse". "Si se pudiera aprobar una legislación más estricta, estaría siempre a favor", constató.

Aunque el cambio ya estaba previsto puesto que la UE actualiza esta lista semestralmente, el recorte de la misma llega en un momento en el que los papeles de Pandora vuelven a poner el foco en la evasión de impuestos a gran escala que permiten estos paraísos fiscales, generando pérdidas millonarias para las arcas públicas.

La investigación destapada el domingo ha reabierto el debate sobre las normas europeas contra la evasión fiscal y el blanqueo de capitales, que se reforzaron tras los papeles de Panamá en 2016, y ha llevado a eurodiputados de todo el arco político y ONG a pedir más dureza contra unas actividades que cada año privan a las arcas públicas de millones de euros en impuestos.

Los papeles de Pandora han destapado como cientos de millonarios y famosos utilizan fideicomisos y sociedades pantallas

La enorme filtración desvelada por el Consorcio Internacional de Periodistas de Investigación (ICIJ) destapó este domingo cómo cientos de millonarios, políticos, delincuentes y famosos de todo el mundo utilizan una maraña de fideicomisos y sociedades pantalla en territorios como Panamá, las Islas Vírgenes Británicas, Bahamas, Andorra, Belice, las Islas Cook, o Dakota del Sur en EE.UU., entre muchos otros.

Estas y otras jurisdicciones conocidas como paraísos fiscales se caracterizan por una regulación opaca, que dificulta saber quién está realmente detrás de las empresas y facilita escapar al fisco. La creación de empresas off-shore en sí misma no es ilegal salvo que no se declare a la Hacienda del país dónde reside su beneficiario o se use para eludir impuestos.

Críticas

En este contexto, el recorte de la lista ha hecho arreciar las críticas contra un repertorio al que desde su creación, en 2017, se achaca poco músculo puesto que no sanciona a los paraísos fiscales, más allá de prohibir el tránsito de fondos comunitarios a través de empresas establecidos en ellos, y no incorpora a los Estados de la UE.

"Algunos de los paraísos fiscales con peor fama del mundo ni siquiera están en la lista de la UE y los ministros de Finanzas van a dejar fuera todavía a más de ellos", criticó la eurodiputada socialista Aurore Lelucq, redactora de un informe que votará mañana la Eurocámara para pedir más medidas contra las malas prácticas tributarias.

También el portavoz económico del Partido Popular en la Eurocámara, Markus Ferber, criticó en un comunicado que la lista "no tiene garra" y que "aguarla aún más" esta semana "envía la señal equivocada".

"El mundo al revés: los papeles de Pandora requieren una respuesta decidida de Europa contra el fraude fiscal y el blanqueo de capitales global. En lugar de eso, los ministros de Finanzas están recortando la lista de la UE de paraísos fiscales y haciéndola todavía más ineficaz", denunció en Twitter el eurodiputado de los Verdes Sven Giegold.

Oxfam critica que Seychelles salga de la lista pese a ser uno de los destinos más mencionados en los 'papeles de Pandora'

Por su parte, la ONG Oxfam criticó que Seychelles salga de la lista pese a ser uno de los destinos más mencionados en los papeles de Pandora y abogó por introducir un criterio que obligue a revelar al beneficiario real de las empresas.

La elaboración de la lista de paraísos fiscales depende de los países de la UE, que evalúan si otras jurisdicciones cumplen ciertos criterios en materia de transparencia, buena administración, tributación justa o implementación de las normas contra la erosión de la base fiscal y el traslado de beneficios.

Sus críticos consideran que a la hora de redactarla pesan también consideraciones políticas y diplomáticas.

Más noticias de Internacional