Público
Público

Ciudadanos 'amenaza' al PP: "Si no evita un Gobierno de PSOE con separatistas, que lo juzgue el pueblo" 

Girauta considera su "deber" trabajar por convencer a Rajoy de que se una a la coalición "a tres bandas" que forme un Ejecutivo de "Transición" y "reformista". Para ello, apelará a su "responsabilidad" constitucionalista para que evite que Sánchez pacte con Podemos.

Publicidad
Media: 2.33
Votos: 3

El portavoz de Ciudadanos en el Congreso, Juan Carlos Girauta, en rueda de prensa. EFE

MADRID.- "Si (Mariano Rajoy) pone su nombre por encima de todo, que lo juzgue el pueblo". Así de contundente se ha expresado este miércoles el portavoz de Ciudadanos en el Congreso, Juan Carlos Girauta, que se ha mostrado seguro de que su formación podrá convencer al PP de que se abstenga y permita gobernar a Pedro Sánchez.

Para ello, C's apelará a la "responsabilidad" constitucionalista de los conservadores, a quienes responsabilizará de que fracase el acuerdo a tres bandas que buscan los naranjas para evitar tanto la repetición de elecciones como que los socialistas terminen pactando con Podemos y otras fuerzas nacionalistas. "Si en vez de una hoja de ruta reformista para crear un Gobierno de Transición y constitucionalista que evite un Gobierno de PSOE con formaciones rupturistas, antieuropeístas y separatistas, (Rajoy) pone su nombre por encima de todo, que lo juzgue el pueblo y la Historia", advirtió Girauta. 

El portavoz de Ciudadanos, que incidió en la idea expresada ayer por Albert Rivera en la que presentaba a su partido como 'árbitro' entre PP y PSOE, presentó también al equipo que se sentará en las mesas de negociación con ambas formaciones por separado. Serán: él mismo; la diputada por Alicante Marta Martín; el jefe de gabinete de Rivera, José Manuel Villegas; y el gurú económico y coordinador de todo el programa electoral de C's, Luis Garicano. Todos estarán además avalados por un equipo de "asesores" que podrá variar en función de cómo vayan avanzando las negociaciones. 

Un proceso que, de entrada, comenzará mañana con la reunión entre Rivera y Sánchez y que continuará con un calendario aún no determinado que fijará Girauta con su homólogo socialista Antonio Hernando. Con el PP, en cambio, aún no se ha producido ningún tipo de contacto, ni siquiera para fijar fecha.

No obstante, Girauta se mostró convencido de que no habrá líneas rojas a la hora de sentarse a la mesa por parte de los populares, aunque admitió que, a día de hoy, al menos programáticamente, se sienten más cerca del PSOE. Aunque criticó a quienes los 'Ciudadanos' llamaban en campaña Pedro, el derogador y dijo que "no se puede negociar sólo con el 'yo derogaré'" sino que hay que hacer propuestas, también afirmó que no se le ocurre "ningún escollo" insalvable en primer término. "Toca ser constructivo y destacar las cosas en que nos parecemos mucho", suavizó, señalando entre ellas la apuesta por una reforma constitucional, de la ley electoral o por la regeneración democrática. 

Eso sí, Girauta quiso dejarle claro a Sánchez que su idea de llegar a acuerdos con "las fuerzas del cambio" no es viable. "O nosotros o Podemos", zanjó rotundo, constatando de nuevo el veto mutuo que se ponen ambas formaciones. Y, a pesar de ello, rehusó tomarse en como algo insalvable el veto de PP a PSOE:  "Nuestro deber es intentarlo; no es una táctica, es una obligación", sentenció. "Nosotros creemos en el sentido de Estado", concluyó. 

Más noticias en Política y Sociedad