Público
Público

Las cloacas de Interior Villarejo afirma que Casals le encargó investigar a los hermanos Pérez Dolset

El juez Manuel García Castellón acaba de desimputar al presidente de 'La Razón' y consejero de Atresmedia por el encargo realizado al comisario jubilado en 2013 para investigar a los empresarios y señala al exejecutivo del Grupo Zeta Miguel Ángel Liso, que este viernes declara en la causa, como la persona que solicitó el trabajo. 

El presidente de La Razón, Mauricio Casals, entre Mariano Rajoy y Alberto Ruiz-Gallardón, en marzo de 2011 en Madrid. | BALLESTEROS (EFE)
El presidente de La Razón, Mauricio Casals, entre Mariano Rajoy y Alberto Ruiz-Gallardón, en marzo de 2011 en Madrid. | BALLESTEROS (EFE).

A pesar de la documentación incautada en el registro del comisario José Manuel Villarejo en noviembre de 2017, del audio aportado por el empresario Javier Pérez Dolset (donde el secretario del consejo de Atresmedia, Luis Elías, reconoce haber realizado un encargo contra los accionistas mayoritarios del Grupo ZED, donde también participaba Planeta y el financiero ruso Mikhail Fridman), y pese a que el propio comisario jubilado reconoció en su declaración haber recibido el encargo de la denominada Pieza Brod de Mauricio Casals (y de que éste no haya desmentido en su declaración judicial haber tratado este asunto), el juez Manuel García Castellón, por indicación de Asuntos Internos, ha desimputado al presidente de La Razón de la pieza 18 de la causa Tándem, y ha cargado el presunto delito contra el ex directivo del Grupo Zeta, Miguel Ángel Liso. 

Sin embargo, este jueves, Villarejo ha reiterado en su comparecencia en la comisión Kitchen del Congreso de los Diputados que fue Mauricio Casals quien le encargó investigar a los Pérez Dolset, en un momento en que sus relaciones se tambaleaban al intentar Planeta deshacerse de los hermanos, según la versión que estos han​ dado en las diferentes causas abiertas. 

El conflicto por ZED lo maneja en los tribunales el juez Manuel García Castellón en el sumario Tándem y también en la causa Hanta, donde hasta el momento permanecen imputados todos los socios menos el ruso Fridman. 

El giro de Asuntos Internos: pruebas contra Liso y contra GB

Las pruebas que han llevado a la desimputación de Casals, pese a los indicios, son las nueve agendas halladas en 2020 en el chalé El Montecillo. Estas agendas fueron las que la mujer de Villarejo, Gemma Alcalá, el compañero de celda del comisario en Estremera, Alfonso Pazos, y otras dos personas en Alicante intentaron vender a distintos medios de comunicación y a despachos de abogados de procesados en causas de la UDEF, como Cristobal Martell (que lleva a la familia Pujol) o abogados que defienden a los políticos independentistas. 

Esas grabaciones y audios fueron entregados por el detective Paco Marco a Asuntos Internos, lo que generó la apertura de la pieza 28 sobre la supuesta venta de documentos relativos a investigaciones de la Policía. Aunque esa documentación no ha sido analizada por la policía científica para determinar si han sido modificados o manipulados, tanto Asuntos Internos como García Castellón las están distribuyendo de forma troceada por el reto de piezas de la causa Tándem. 

De esta manera, a la pieza 18 ha llegado un oficio de Asuntos Internos que señala a Miguel Ángel Liso y a GB (identificado como el ex comisario general de Información Gabriel Fuentes) en el encargo a ZED, porque aparecen constantes llamadas y visitas con estas dos personas y no con Casals en las fechas en las que se elabora el llamado informe Brod , sobre los Pérez Dolset. No hay nada más.

Sin embargo, algunas fuentes consultadas por Público aseguran que "esos análisis científicos serían necesarios para probar que no han sido adulteradas las pruebas no encontradas en el primer registro y que son las agendas y audios datados desde 2007". Es más, el propio Villarejo, cuando este jueves le han puesto en la comisión Kitchen uno de esos audios no encontrados en el registro de 2017, le ha advertido al diputado del PSOE Alberto Sicilia: "No haga mucho caso de los audios que están manipulados".

Así las cosas, mañana tomará la palabra ante el juez el exdirectivo del Grupo Zeta Miguel Ángel Liso, quien tendrá que explicar (como ya le ocurrió en la pieza Dina), si es él quien está detrás del encargo a Villarejo sobre los hermanos Pérez Dolset o si tiene conocimiento de lo que se traían entre manos Mauricio Casals y el comisario. 

Más noticias