Público
Público

ExclusivaLas cloacas de Mallorca

EXCLUSIVA | Las cloacas de Mallorca Los audios del intercambio de favores entre el mafioso Cursach y Joan Mesquida, candidato de Cs

'Público' ha obtenido grabaciones telefónicas que demuestran la amistad del exdirector de la Policía y de la Guardia Civil con el lugarteniente del 'rey de la noche de Palma', imputado como cabecilla de una organización criminal en Mallorca con la Policía Local de la capital balear. El exdirigente socialista, que se acaba de pasar a Ciudadanos, puso al servicio de la trama de Cursach a dos de los cargos públicos que fueron después detenidos e imputados por beneficiar a la red mafiosa en Calvià.

Publicidad
Media: 3.79
Votos: 38

La portavoz de la Ejecutiva nacional de Ciudadanos, Inés Arrimadas, junto al candidato de Ciudadanos por Baleares al Congreso, Joan Mesquida, durante el mitin que celebraron en Palma el 27 de marzo último. EFE/ Cati Cladera

En esta campaña electoral, Baleares está sacudida por los continuos sobresaltos informativos relaciones con la macro-causa judicial del entramado mafioso de Bartolomé Tolo Cursach, en la que se están produciendo oscuras maniobras para invalidar toda la instrucción. Desde Interior se ha desmantelado todo el Grupo de Blanqueo de la Policía Nacional que investigó la organización criminal; se está coaccionando y amedrentando a los testigos protegidos; e incluso se pretende imputar al juez y al fiscal que dirigieron la investigación por unas presuntas filtraciones que también han servido de excusa para violar el derecho de los periodistas a la confidencialidad de sus fuentes.

Y, en el curso de la investigación periodística sobre las cloacas del caso Cursach Público ha dado con unas grabaciones que también pueden cambiar el futuro de la carrera electoral del 28A, ya que afectan directamente a Joan Mesquida, cabeza de cartel de Ciudadanos en Baleares para el Congreso de los Diputados, tras haber abandonado hace un año más de tres décadas de militancia en el PSOE y de altos cargos en el Gobierno socialista de Zapatero.

Mesquida fue tres veces director general: de Infraestructuras del Ministerio de Defensa (2004-2006), de la Guardia Civil (abril a septiembre de 2006), y de este instituto armado y de la Policía Nacional simultáneamente (hasta abril de 2008). Después ascendió a secretario de Estado de Turismo, hasta 2010, y a continuación de Comercio, hasta la victoria de Rajoy en el final de 2011.

De vuelta a Baleares, donde había sido conseller de Hacienda y Presupuestos durante cuatro años, fue nombrado director general de Turismo y Proyectos Estratégicos del Ayuntamiento socialista de Calvià –uno de los principales municipios turísticos mallorquines–, pero en julio pasado abandonó ese puesto y se pasó a la formación de Albert Rivera en la presentación en Palma de la "Plataforma España Ciudadana".

"Los secesionistas de la Generalitat deben saber que no luchamos 50 años contra ETA, con 853 muertos, para que ahora consigan en un despacho lo que tanta sangre derramada costó"

En aquel acto, Mesquida prometió trabajar por "una España de patriotas y no una España de nacionalistas", y proclamó: "Los secesionistas que dirigen el Gobierno de la Generalitat tienen que saber que no hemos estado luchando 50 años contra ETA, con 853 muertos, para que ahora consigan en un despacho lo que tanta sangre derramada costó".

Sin embargo, el patriótico exdirigente del PSOE –autor del libro Socialismo XXI: la izquierda del futuro– no tiene una trayectoria tan inmaculada como parece creer Ciudadanos. Hace pocos años, Mesquida mantenía una relación de amistad con el lugarteniente de Cursach (Bartolomé Tolo Sbert), con quien intercambiaba favores, incluso trampeando los permisos de conciertos que superaban los límites de decibelios permitidos, gracias a su puesto al frente de Turismo en Calvià.

Los indicios de esa relación se habían filtrado, con imprecisiones, durante la investigación sobre la mafia de Cursach, pero Público ha logrado acceder a los audios originales de las grabaciones telefónicas, que demuestran que Mesquida puso al servicio del entramado del rey de la noche a dos de los cargos públicos que fueron detenidos e imputados por beneficiar a la red mafiosa: Jaume Nadal, entonces director general de Comercio y Actividades de Calvià, y Bernat Rossinyol, ingeniero del Consistorio.

Además, el inicio de esa relación de servicio a los intereses de Cursach fue de muy poca entidad, ya que Mesquida empleó a Nadal y Rossinyol para lograr que el concierto del DJ francés David Guetta en el Hotel BH de Magaluf en agosto de 2015 pudiera superar el límite de decibelios permitido, a cambio de cinco pases VIP y de un carnet de acceso libre para su mujer al gran club deportivo MegaSport de Palma.

Casi dos años después, Nadal y Rossinyol fueron arrestados por, presuntamente, beneficiar a la mega discoteca de Magaluf, BCM, perteneciente a Cursach, dilatando la tramitación de expedientes sancionadores y negando la concesión de licencias a otros negocios que eran competencia directa del magnate del ocio mallorquín. Tres meses antes, Nadal había sido destituido de su cargo en el Ayuntamiento de Calvià después de que una funcionaria subordinada denunciase que estaba frenando la revisión de la licencia de apertura de BCM.

"Escucha, que me dijiste que te recordase dos o tres días antes lo de las entradas para el concierto"...

Estos son los audios de las diversas llamadas telefónicas del comienzo de esta sórdida historia. En la primera, es Mesquida el que llama a Tolo Sbert para recordarle que le ha prometido entradas para el concierto de Guetta (ellos dos hablan en catalán, con acento, términos y giros mallorquines, y aquí reproducimos las transcripciones íntegras, traducidas al castellano):

Tolo SBERT: ¿Sí?
Juan MESQUIDA: ¡Tolo!
TS: ¡Ey, Joan!
JM: ¿Cómo vamos?
TS: Bien, hablábamos de...
[inaudible]
JM: Escucha, que me dijiste que te recordase dos o tres días antes lo de las entradas para el concierto... 
TS: Sí, una cosa: ¿qué prefieres, venirte directamente allá o que te las deje en el MegaSport y venís cuando queráis?
JM: Ehhh….
TS: Mira, yo te explico. Nosotros tenemos una zona para amigos. No es VIP, porque la VIP la hemos vendido…
JM: Sí…
TS: …delante… arriba de… de un pasillo así, para 30 personas porque hemos montado una zona para nosotros, en el pasillo. Es nuestra.
JM: Vale.
TS: Entonces… yo no sé si queréis estar abajo o en la zona nuestra… Abajo a allá arriba. Si queréis estar allá arriba, podéis venir cuando queráis. Yo te aconsejo que sí, que será donde estaré yo y estaremos unos cuantos conocidos…
JM: Vale, vale…
TS: Pues lo más adecuado aquí, Joan, sería venir… yo estaré allí, os esperaré como la otra vez en la recepción [del hotel BH de Magaluf, propiedad de Cursach]
JM: Vale
TS: …y una azafata que tendremos por allá, porque estaremos un poco liados, pues os acompañará.
JM: Vale, perfecto. Muy bien. Lo hacemos como la otra vez.
TS: Sí, lo mejor es que me des un toque y yo entonces… estaré por allí, probablemente.
JM: Muy bien. Estupendo, pues.
TS: Ahora, mira, yo pedí… entregué aquel listado… paso a un tema de trabajo. Ayer me llamaron de Actividades para que enviase un estudio acústico… y, claro, yo un estudio acústico diciendo que tengo que sobrepasar en 5dB… la película… yo no lo puedo presentar.
JM: Sí.
TS: Yo lo que haré será… hacerlo, y estaré pendiente y listos. Porque ahora, para presentar un estudio acústico diciendo que… Porque yo lo que pedí es que si hay mediciones en esa noche se considere el vecindario como zona turística.
JM: Sí.
TS: Y en vez de 60 [dB] se pueden solicitar 65 [dB].
JM: Sí.
TS: Y, excepcionalmente, para una hora y media.
JM: Sí.
TS: Porque simplemente no sobrepasaremos el nivel de 65, que eso yo ya lo sé.
JM: Sí.
TS: Claro, aquí pondría que, como es un día excepcional pues que se considerase esta zona, este espacio, como zona turística.
JM: Vale.

"Escucha, esta noche si se hacen mediciones, pues como si fuese zona turística"...

TS: Esa zona, en las medidas que afectan al vecindario. Es sacar un poco este [incomprensible] escucha, esta noche si se hacen mediciones, pues como si fuese zona turística. No sé si… cómo se puede hacer. Pero, claro, presentar un estudio diciendo que me pasaré no lo puedo hacer. ¿Sabes? Decirles que me pasaré a 65 [dB]. Era una excepcionalidad del evento del verano… Era un poco el rollo de que así se vende el pueblo…
JM: Sí. ¿Y te han pedido que presentes un estudio?
TS: Un estudio… eh… músico. Yo, el estudio acústico que tengo es bueno, que cumplimos, que es lo que hacemos, ahora bien, yo presentar un estudio diciendo que me pasaré a 65, pues me pueden decir: mire, ésta no es una zona no se qué…
JM: Sí.
TS: No sé yo si a lo mejor hablando con su técnico… porque yo todavía no he hablado con él. Bueno, y si lo ves complicado, pues lo dejo y, mira, es una hora y media y… y… a lo mejor, no. A lo mejor nadie llama porque no molestamos… quiero decir…
JM: Ya, ya, ya…
TS: Pero… bien. Te lo digo sólo para que lo sepas. Por si los técnicos dicen… no, si el estudio acústico está diciendo… y nosotros lo podemos autorizar. Pues yo lo hice y lo presento mañana…
JM: Bueno, déjame que lo mire porque no sé si están de vacaciones o no, ahora… Lo miraré, te lo miraré.
TS: Vale, de acuerdo. Me sabe mal encargarte trabajo.
JM: No… no… si fuese trabajo… no hay problema.
TS: Vale, vale.
JM: ¡Muy bien, Tolo!
TS: Venga, Joan, ya quedamos así, ¿eh?
JM: Muy bien, Tolo.

"Yo ya he hablado con Jaume Nadal para que hable con García Molés (...) que es su concejal y depende de él"

Sólo veinte minutos después, Mesquida le ha resuelto el tema a Sbert y le vuelve a llamar:

Juan MESQUIDA: ¿Tolo?
Tolo SBERT: Sí.
JM: Mira, soy Joan Mesquida. He hablado con el ingeniero Bernat…
TS: Sí.
JM: Eh… Me dice que si lo presentáis que eso no tiene ninguna complicación. Que si decías que tenéis que pasaros en 4 o en 5 dBs…
TS: Sí…
JM: …por un tema de ese concierto del verano, que es la única vez que lo habéis pedido y que… ya está. Y dando una franja horaria de X. Ellos, lo único que hacen es prácticamente un informe técnico. Es decir, este informe acústico lo tiene que hacer un técnico de sonido vuestro.
TS: Sí, un
[incomprensible] Vale…
JM: Porque lo de autorizarlo no lo hacen ellos, ¿eh?
TS: Entonces, ¿quién lo hace?
JM: Eso lo hace… lo firma Toni García Molés. Yo ya he hablado con Jaume Nadal para que hable con García Molés y le explique… que es el concejal que vino el otro día… que, vaya…
TS: ¡Sí!
JM: …y le explique, primero que ése es el concierto estrella de este verano; segundo, que no lo habéis solicitado, por tanto que cuando tú lo pides es por un hecho excepcional, que es una vez y para unas fiestas y tal… Por tanto, no tiene que haber ningún problema con la autoridad.
TS: Vale, de acuerdo. Entonces…
JM: Porque con ese horario a las 12 ha terminado…
TS: Efectivamente. Será una hora y media… Desde que comienza a las diez y media… Bueno, ponle de 10 a 12, dos horas.
JM: Exacto. Ahora, que lo presenten mañana…
TS: Yo le diré ahora al Héctor que me haga… Vale.
JM: …Jaume Nadal hablará ahora con Antoni García Molés, que es su concejal, que depende de él, y le explicará esto… Por tanto no tiene que haber problema.
TS: Fenómeno. Pues lo pongo en marcha. Creía que era todo un proyect… Vale, le digo que lo ponga en marcha… a nuestro responsable de sonido para que haga esto.
JM: Si tenéis cualquier problema, el ingeniero éste, el Bernat, me ha dicho que está a vuestra disposición, ¿eh?
TS: Vale, muy bien. ¡Perfecto!
JM: Muy bien…
TS: Gracias, Joan.
JM: De nada. Adiós, adiós.

"Por lo tanto, está autorizado esto, ¿eh?"
"Perfecto. Fenómeno, entonces. Eres un crack".

Dos días después, el de la víspera del concierto, Mesquida telefonea por tercera vez a Tolo Sbert:

Tolo SBERT: Diga.
Juan MESQUIDA: Tolo.
TS: Bien Juan.
JM: ¿Cómo estás?
TS: Bien hombre.
JM: Escucha, dice el ingeniero que lo que habéis presentado del tema de Guetta está bien, ¿eh?
TS: Sí.
JM: Por lo tanto el informe es favorable.
TS: Sí.
JM: Y ahora lo tiene que firmar Toni García Moles, pero esta de vacaciones. Yo ahora vengo de Alcaldía para decirle a la secretaria del Alcalde que lo firme sin ningún problema, es decir que...
TS: Sí.
JM: Por lo tanto, está autorizado esto, ¿eh?
TS: Perfecto. Fenómeno, entonces. Eres un crack.
JM: Muy bien.
TS: Eh, nos vemos mañana.
JM: Nos vemos mañana, nosotros. 
TS: Venga, Joan.
JM: Sobre las nueve menos diez estaremos por allí.
TS: De todas formas en la recepción ya está a tú nombre, Joan Mesquida, cuatro personas y si yo no estuviera por lo que fuera, das el nombre y te acompañaran a este palco primero en esta zona, ¿eh?
JM: Seremos cinco ¿eh? porque...
TS: ¿Serán cinco?
JM: Porque yo te dije cuatro, pero seremos cinco.
TS: Vale, perfecto entonces, ahora lo cambio.
JM: En la recepción del hotel BH.
TS: Del hotel, del hotel principal, exacto.
JM: Eh, vale, y ¿ya has previsto a Jaume Nadal?, porque Jaume Nadal va por su cuenta.
TS: Sí, he puesto Jaume Nadal, dos personas, y ahora he enviado un mensaje a Pilar .
JM: Sí.
TS: Por si quería venir Carbonell, porque me dijo que a lo mejor sí y le he pasado un whatsapp por si quiere venir que me lo confirme. 
JM: Ah! Vale, vale, vale.
TS: ¿Eh?
JM: Vale, de acuerdo, perfecto.
TS: ¿Ok?
JM: Muy bien, Tolo.
TS: Pues ya nos vemos.
JM: Vale, adiós.
TS: Adiós Juan, gracias.

"Le dije a Tolo que apuntaría 15 días a mi mujer en el Mega, y me dice: No la apuntes, me lo dices y la pasarán"

Pasan cuatro meses y Mesquida vuelve a recurrir a Sbert para otro pequeño favor:

Tolo SBERT: Joan
Joan MESQUIDA: Sí, Tolo
TS: Estoy en Madrid en la graduación de mi hijo, todavía no ha empezado... No, no, dime.
JM: Dos cosas, el otro día con Tolo
[en este caso, el otro Bartolomé: Cursach, el magnate] estábamos haciendo un café, yo le dije que apuntaría 15 días a mi mujer... mi mujer vive en Madrid y digo: 'Vendrá para Navidades y, bueno, la apuntaré al Mega porque cuando viene pues le gusta, solo va dos o tres días'... Y me dice: 'No la apuntes. Me lo dices y la pasarán'. Y... no sé... pues, yo como no tengo el teléfono de Tolo tampoco lo quiero molestar por una tontería como ésta...
TS: Haz una cosa Joan, pásame su nombre completo por escrito y le haremos una tarjeta hasta enero; así no tendrá que pedir cada vez.
JM: Vale perfecto. Yo te lo pasaré por whatsapp.
TS: Es lo más cómodo, por whatsapp. Yo lo diré en el Mega y cuando vayáis ya tendréis las instrucciones y ya le darán una tarjeta hasta enero. Así no tendréis que ir cada vez que quiera ir.
JM: Vale, segunda cosa, por si tú supieras de alguien o si... Un amigo mío que tiene un hotel de 5 estrellas está buscando un director de hotel; director que sea bueno. Además es un hotel no de tour operación. No está en Palma, el hotel, ni en Calvià. Es decir, bastante de gestión de venta, de marketing. Es decir, es por si a ti se te ocurre alguien, pues mira hay esta persona o tal o cual. Me pidió ayuda a mí y le dije que preguntaría a la gente que tiene relación en el mundo turístico. Si se te ocurre alguien, pues ya te digo: un buen director de hotel 5 estrellas.
TS: Si se me ocurre alguien, vale. ¿Muchas habitaciones?
JM: Tiene 224 habitaciones.
TS: Vale, perfecto. OK.
JM: Muy bien, pues te enviaré eso ahora. Un abrazo
TS: Adiós.

"Sí, es un mes y medio; es un mes y medio. Es la mujer de un amigo nuestro. De Joan Mesquida"

Sin duda, el WhatsApp se envió, puesto que seis minutos después Tolo Sbert llama a la recepción del MegaSport, en aquella época el mayor centro de gimnasia, spas y pistas deportivas, de boxeo y de artes marciales, de Baleares, que fue cerrado tras las detenciones de la causa judicial contra la organización mafiosa de Cursach:

Tolo SBERT: Hola, sóc el Tolo Sbert. ¿Qui ets?
J: Hola, sóc el Jose.
TS: María Celeste Marandola. Que no me olvide. María Celeste Marandola. Le hacéis una tarjeta VIP hasta el día 31 de enero.
J: Para el año que viene, entonces. 2016.
TS: Desde ahora hasta el día 31 de enero.
J: Ah!, también estos quince días que quedan…
TS: Sí, es un mes y medio; es un mes y medio. Es la mujer de un amigo nuestro. De Joan Mesquida. Y él la pedirá cuando venga. Su mujer vive en Madrid y él pasará a buscarla.
J: Vale, sin problemas.
TS: La dejáis a nombre de Joan Mesquida…
J: Vale.
TS: Y cuando venga su mujer la recogerá. O sea: María Celeste Marandola
J: Vale. Y a nombre de Joan Mesquida. OK.
TS: Ya está.
J: Cap problema.
TS: Gracias, Jose.

Público se ha puesto en contacto con Joan Mesquida para preguntarle sobre estas conversaciones y su respuesta ha sido:

Mesquida responde a 'Público': "Hice lo que hago con cualquier persona que me solicita un consejo"

"Hice lo que hago con cualquier persona que me solicita un consejo. En aquel momento, él me llamó. Me dice: ‘Quiero solicitar una exención acústica, ¿qué tengo que hacer?’ Y yo le dije: ‘No tengo ni idea porque yo no tengo funcionarios a mi cargo, yo no tengo ninguna capacidad de firma administrativa, y lo voy a preguntar". Y lo pregunté y le dije: ‘Mira, tienes que solicitarlo por escrito’. Y a partir de ahí él lo solicitó, le dijeron que no había ningún problema porque esto era algo absolutamente legal y, nada, me dice: ‘Oye, ningún problema. Y muchas gracias por tu eficacia’. Punto, ya está".

"Es decir, yo a esta persona la conozco, o la conocía desde hacía 30 años cuando yo trabajaba en una auditoría, en Arthur Andersen, y él era director gerente de una empresa. Pero yo insisto en que ahí mi intervención… claro, si yo hubiera tenido capacidad administrativa y hubiera forzado alguna cosa… Pero yo no tenía ningún personal a mi cargo en el puesto donde estaba, no dependía de mí ningún tipo de autorización administrativa y yo lo único que hice fue como decir ‘voy a preguntarte lo que me preguntas tú que tienes que hacer'. Y más transparencia, pues… ‘Tienes que solicitarlo por escrito y punto’, y ya está".

No obstante, escuchando las conversaciones telefónicas completas queda bien claro que es Mesquida quien llama a Sbert para pedirle entradas y que Tolo aprovecha para plantearle el asunto, que soluciona el primero hablando personalmente con Nadal y Rossinyol; precisamente los dos técnicos del Ayuntamiento de Calvià que acabarán imputados casi dos años después de esa presentación por actuar al servicio de la red mafiosa de Cursach.

Y la última gestión para conseguir entrada gratuita en el MegaSport de Palma es una clara muestra de intercambio de favores entre el entonces director general de Turismo en el lugar donde se ubica la mayor discoteca del imperio de Cursach y el lugarteniente del capo mafioso, cuyo juicio debería empezar pronto... a menos que se consiga desbaratar toda la instrucción, al más puro estilo Villarejo, como parece estar ocurriendo ahora mismo. 

...CONTINUARÁ

Más noticias en Política y Sociedad