Público
Público

ExclusivaLas cloacas de Interior

El juez deniega las pruebas a Podemos pero imputa a la ex dirección de la revista Interviú

La colaboradora de Pablo Iglesias, Dina Bousselham, y el secretario general solicitaron a la Audiencia Nacional el rastreo del móvil y de la tarjeta SIM para saber dónde se descargó el contenido que llegó a Interviú y a Eduardo Inda, y cuya información la utilizó la Policía tres días después del robo, como desveló Público. Pero García Castellón, que mantiene secreta la pieza, lo ha denegado a la vez que imputada a Luis Rendueles, ex subdirector del semanario y ahora en El Periódico, y mantiene la acusación contra el ex director y ex número dos de comunicación de La Moncloa, Alberto Pozas.  

Publicidad
Media: 4.09
Votos: 22

El líder de Podemos, Pablo Iglesias, atiende a los medios a su salida de la Audiencia Nacional, cuando fue a declarar como víctima a finales de abril. - EFE

La investigación de la pieza separada de la causa Tándem bautizada como DINA, que indaga sobre el hallazgo de una copia del contenido del teléfono móvil robado a la colaboradora de Pablo Iglesias cuando era europarlamentario y candidata a estas elecciones el 26 de mayo, Dina Bousselham, se ha cobrado una nueva imputación: la del ex subdirector de Interviú, Luis Rendueles, que en la actualidad ejerce en El Periódico de Catalunya tras el cierre del semanario del Grupo Zeta.   

La acusación se produce después de que prestase testimonio por segunda vez, en esta ocasión como imputado, Alberto Pozas, el ex director de la publicación que tuvo que dimitir como número dos de comunicación de La Moncloa al verse involucrado en esta operación de Las cloacas de Interior

A la par el juez Manuel García Castellón ha decidido denegar la solicitud de pruebas de las acusaciones particulares del líder de Podemos, Pablo Iglesias, y de Dina Bousselham, sobre el rastreo del teléfono móvil y la tarjeta SIM de Sony Xperia que le robaron el 1 de noviembre de 2015 en un centro comercial cuando estaba con su novio y cuya información utilizó la policía tres días después para elaborar el montaje contra el líder de la formación morada, conocido como Informe PISA, tal y como desveló Público

Gloria Elizo, Podemos: "Necesitamos pruebas científicas para acabar con este mareo de declaraciones"

Al estar la pieza secreta, a las partes sólo se les ha comunicado la parte dispositiva en que se deniegan la solicitud de pruebas pero no se explica por qué, ya que el resto del auto es secreto. La responsable del departamento de legal de Podemos, Gloria Elizo, explica que "puede darse el caso de que las diligencias del posicionamiento del teléfono, la tarjeta SIM, etcétera, estén ya practicadas y por eso las denieguen. Al estar bajo secreto no conocemos todo el contenido del auto, sólo esa parte y por lo tanto da lugar a muchas interpretaciones. Pero lo que tenemos claro tanto la acusación popular como las víctimas, Pablo Iglesias y Dina Bousselham, es que necesitamos pruebas científicas para acabar con este mareo de declaraciones". 

Según la información que ha trascendido de la declaración del ex subdirector de Interviú, la primera vez que acudió como testigo ante el juez Manuel García Castellón alegó que había llegado través de una carta anónima donde se explicaba que la tarjeta fue encontrada en una habitación de un hotel donde un día antes se había hospedado Dina. Esta declaración, que coincidía con la del dueño del Grupo Zeta, Antonio Asensio, y la del directivo Miguel Ángel Liso, no se parecía en nada a la que había contado Iglesias como víctima y en la que relató como el propio Asensio en Barcelona quiso intercambiar la información del pen drive por algo provechoso para la publicación, aunque el líder de Podemos no accedió al "trueque". 

Primer página de la denuncia puesta por la colaboradora de Pablo Iglesias el 1 de noviembre de 2015 en dependencias policiales.

Sin embargo, Pozas ha decidido cambiar su declaración después de que Público mostrase la denuncia que interpusieron el 1 de noviembre de 2015 Dina y su novio, quien también ha prestado declaración ante el juez de la causa Tándem. Ahora Pozas no ha vuelto a incidir en la versión del hotel y ha señalado a su ex subdirector, Luis Rendueles, de quien ha dicho que era también una persona cercana al comisario José Manuel Villarejo Pérez, en prisión por este procedimiento desde noviembre de 2017.  

Periodistas del comisario Villarejo y de García Castaño

La cercanía entre Luis Rendueles y los comisarios José Villarejo y Enrique García Castaño, ambos imputados en la causa Tandem y en su decena de piezas, son fácil de constatar. En 2015, cuando Público sacaba a la palestra al comisario ahora en prisión a cuenta del caso del pequeño Nicolás en un programa de Antena 3 donde era colaborador, la presentadora bromeaba con el todavía subdirector de Interviú de haber cenado con Villarejo a través de la mediación de Rendueles.

También fue el único periodista que describió con total precisión en un artículo de Interviú cómo era el supuesto dispositivo que el director de la Oficina Antifraude de Catalunya, Daniel de Alfonso, podría llevar en el maletín que portaba cuando fue a visitar al ex ministro de Interior Jorge Fernández Díaz a su despacho y cuyas conversaciones fueron grabadas y desveladas por Público. Precisamente, citaba fuentes de la Comisaria General de Información, donde era jefe de la Unidad Central de Apoyo Operativo (UCAO), el comisario García Castaño, que tenía acceso a los aparatos técnicos de grabación, micrófonos y demás material utilizado en las operaciones de la brigada política. La relación entre García Castaño y Luis Rendueles es conocida y reconocida por multitud de agentes de esa Comisaria General. 

El comisario Enrique García Castaño, 'El Gordo', a su llegada a la Audiencia Nacional. | EFE

Pero lo más curioso del caso es que, según la declaración de Pozas, fue el propio Villarejo [amigo de Rendueles y posible fuente anónima] quien le pidió el pen drive con el contenido del móvil de la colaboradora de Iglesias, a pesar de que la Policía había utilizado la información tres días después del robo. ¿Cómo sabía Villarejo que Interviú tenía esa información? 

Gloria Elizo explica: "En Podemos ya conocemos el modus operandi de esta mafia policial y sus periodistas por la causa del pequeño Nicolás en la que también somos acusación popular. La grabación ilegal al CNI y Asuntos Internos que presuntamente realiza el redactor del Villarejo pasa a manos de su ex socio, Daniel Montero, de ahí a manos del comisario y su mujer, Gema Alcalá; ellos se lo dan a Eduardo Inda y Esteban Urreiztieta que se la entregan a Francisco Nicolás, éste se la ofrece a Público a cambio de que retire una información y es el único medio que la rechaza. Francisco Nicolás se la entrega a Producciones Mandarina y uno de sus directivos y la directora de uno de sus programas se la da a Infolibre que es quien finalmente la publica. Y de repente nos encontramos un sábado viendo un programa de Mediaset, en Telecinco, con todos los periodistas por los que había pasado la grabación haciéndose los sorprendidos y preguntándose quién lo habría grabado cuando todos lo sabían. Es decir, mintiendo a la audiencia en su mayoría. Creo que sólo se salva el eslabón del periodista de Infolibre. Pues ahora nos quieren hacer lo mismo".   

Más noticias en Política y Sociedad