Público
Público

Sánchez afronta el Comité Federal de las primarias con la sombra de Madina

El dirigente vasco no le va disputar la candidatura a la Presidencia del Gobierno, pero Susana Díaz ha abierto un movimiento de apoyo para que vaya en puestos claros de salida, que ha movilizado en las redes sociales a su favor. Las listas se moverán en más de una federación, en contra del criterio inicial de Ferraz, aunque no habrá muchos cambios.

Publicidad
Media: 1
Votos: 1

Eduardo Madina y Pedro Sánchez, en una foto de archivo. / AGENCIAS

MADRID.- Pedro Sánchez afronta el Comité Federal de este sábado, que abre el proceso para elegir al candidato del PSOE a la Presidencia del Congreso y fijar el procedimiento de elección de las candidaturas, en una posición cómoda en cuanto a sus objetivos.

Se convocarán primarias y, casi con toda probabilidad, sólo se presentará él, lo que quiere decir que no las habrá. Se seguirán las directrices aprobadas en la Ejecutiva en cuanto a cambios de Reglamentos y de composición de listas, aunque en este aspecto se moverán algunos nombres en más de una federación en contra las previsiones iniciales de Ferraz, aunque tampoco habrá muchos cambios frente al 20-D.

Pero parece que el Comité Federal puede estar marcado porque a Sánchez le volverá a perseguir en la reunión del cónclave socialista la sombra de Eduardo Madina, su rival en 2014 para hacerse con las riendas del PSOE. El hecho de que la presidenta de Andalucía, Susana Díaz, lleve dos días elogiándolo y diciendo que no se puede prescindir de él, no deja de ser un claro mensaje a que no vuelva a ir de “número siete” por Madrid, puesto en el que no salió en las pasadas elecciones y, por ello, no fue diputado.

Las reiteradas declaraciones de Díaz provocaron en estos días movimientos en las redes sociales y, aunque de sectores minoritarios, como Socialistas en Red o desde el propio tuit del que fuera candidato a la Alcaldía de Madrid, Antonio Miguel Carmona, se pidió que Madina tenía que tener una plaza asegurada de salida en las próximas elecciones. Incluso, tuvo su movimiento un hashtag denominado #MadinaAlCongreso que llegó a ser tendencia en España.

Y todo ello, con Sánchez manteniéndose en que Madina había ido en un puesto “muy digno”, y que ya algunas encuestas dan que el PSOE en Madrid podría sacar siete diputados, en lugar de los seis que sacó, dejando fuera del Congreso al dirigente vasco., lo que apunta a que tiene pocas intenciones de moverlo.

Madina, que es miembro del Comité Federal, de momento guarda silencio y ni ha pedido ir más adelante en las listas de Madrid, ni tampoco se conoce que tenga intención de renunciar a presentarse en estas elecciones. Fuentes cercanas al dirigente vasco lo único que aseguran es que él está a disposición de lo que decida el partido.

Pero, más allá de Madina, Sánchez está en la obligación este sábado de levantar los ánimos a los suyos que, si bien no estaban ya muy altos tras el fracaso de ir a nuevas elecciones, las recientes renuncias de Chacón y Lozano han bajado aún más la moral. Con mucha o poca fe, la mayoría de los barones sí creen que el líder socialista debe volver a intentarlo.

El líder del PSOE tiene un horizonte electoral difícil, pero lo será aún más si no consigue tener detrás a su partido. En este aspecto, los socialistas siempre han sido bastante disciplinados, y más allá de lo que se resuelva en el 39º Congreso Federal tras el 26-J, parece de sentido común que en campaña remen todos para el mismo sitio. Aunque últimamente en el PSOE se detectan claro síntomas de suicidio colectivo que, a algún dirigente, le recuerda el título de un libro: Delicioso suicidio en grupo, de Arto Paasilinna.

Más noticias en Política y Sociedad