Público
Público

Incendio forestal El incendio de Rianxo quema más de 850 hectáreas y se acerca a las viviendas

La Xunta ha activado formalmente la "situación dos", por la cercanía del fuego al perímetro de la localidad de Meiquiz.

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

El Gobierno envía ocho medios aéreos y una BRIF para combatir las llamas en Dodro. - EUROPA PRESS

El incendio que desde este lunes afecta a los municipios coruñeses de Rianxo y Dodro, ha quemado ya 850 hectáreas, ha obligado a cortar la autovía del Barbanza y se está acercando a núcleos de población, según las primeras estimaciones facilitadas por la Xunta este mediodía. Precisamente por su cercanía a viviendas, la Xunta ha activado formalmente la "situación dos", que hace referencia a la proximidad de las casas en su perímetro, en concreto en el lugar de Meiquiz.

El Ministerio de Agricultura, Pesca y Alimentación ha enviado ocho medios aéreos, una Brigada de Refuerzo contra Incendios Forestales (BRIF) así como un Equipo de Prevención Integral de Incendios Forestales para colaborar en la extinción del incendio que permanece activo en Dodro (La Coruña).

El incendio que desde este lunes afecta a los municipios coruñeses de Rianxo y Dodro, ha quemado ya 550 hectáreas

En concreto, se han desplazado de 5.500 litros de descarga procedentes de la base de Torrejón en Madrid, 2 helicópteros Kamov de 4.500 litros de las bases de Laza en Orense y de Ibias en Asturias, así como 1 helicóptero con helibalde de 1.500 litros de la base de Laza y 1 avión de Comunicaciones y Observación procedente de la base de Matacán en Salamanca que envía imágenes aéreas a tiempo real sobre la evolución del incendio.

El conselleiro de Medio Rural de la Xunta, José González, ha indicado este martes que la mayoría de los veinte incendios registrados esta semana en Galicia son intencionados, si bien en este caso parece que ha sido un incidente en una torreta eléctrica el desencadenante de este voraz incendio forestal, han explicado fuentes de la investigación. "Crucemos los dedos", ha dicho el vicepresidente de la Xunta, Alfonso Rueda.

La Guardia Civil indaga las causas de este fuego con varios focos y no está previsto que se pueda controlar antes de que acabe el día debido al viento cambiante, una situación que mejorará desde primeras horas de mañana.

Se ha enviado también una Brigada de Refuerzo de la base de Laza (Orense) y un Equipo de Prevención Integral de Incendios Forestales de la base de Noya (La Coruña), que colaboran desde tierra para sofocar las llamas.

El viento y la poca humedad que se registra en Galicia estos días por la falta de lluvia ha hecho que el fuego forestal, el más voraz de los cuatro que hay en la comunidad, se descontrolase y que las tareas para sofocarlo sean más complicadas.

Este incendio se inició a las ocho de la tarde de este lunes en el lugar de San Xoán de Laíño, en Dodro, y en su control trabajan doce agentes, nueve brigadas, seis motobombas y dos palas, ha informado en un comunicado la Consellería de Medio Rural. A la zona de Rianxo también se han desplazado agentes del Seprona de Noia y del subsector de Tráfico, así como dos patrullas de Boiro y Padrón, han informado fuentes de la Guardia Civil.

Diferentes focos

El parte oficial informa también que otro fuego, en la localidad de As Pontes de García Rodríguez (A Coruña), en la parroquia del Freixo, ha arrasado veinte hectáreas y añade que éste se desencadenó en dos puntos distintos de la misma parroquia, por lo que se investiga si ha sido provocado.

También a primera hora de la mañana quedaron estabilizados tres focos localizados en el ayuntamiento coruñés de Lousame, en la parroquia de Tállara, que se iniciaron de manera simultánea la pasada medianoche, por lo que igualmente se cree que ha sido provocado.

Estos focos se unieron con un cuarto, ya en el municipio de Noia, en el lugar de Argalo, que está también controlado. En conjunto, han quemado una superficie de 78 hectáreas, 73 de monte arbolado y 5 de raso.

La Consellería de Medio Rural ha informado asimismo de que en la tarde de ayer quedó extinguido un incendio que arrasó 83 hectáreas de monte raso en la parroquia de O Burgo, en el municipio lucense de Muras.

Las quemas de rastrojos forestales y restos agrícolas están prohibidas desde ayer como consecuencia del elevado riesgo de incendios debido al anticiclón que pesa sobre Galicia.

Más noticias en Política y Sociedad