Público
Público

Protestas por la libertad del rapero La Policía carga contra los manifestantes de las protestas en apoyo a Hasél en Madrid

Los congregados han prendido varias barricadas y se ha necesitado la intervención de los bomberos. Se han escuchado disparos de balas de goma en numerosas ocasiones, ha habido persecuciones, al menos 19 detenciones y 55 heridos.

Un momento de la concentración en la Puerta del Sol.
Un momento de la concentración en la Puerta del Sol. Candela Barro

La Policía ha cargado este miércoles contra las personas concentradas en la madrileña Puerta del Sol por la libertad de Pablo Hasél. Centenares de manifestantes se han citado en el centro de la capital en apoyo al rapero arrestado este martes en Lleida para cumplir la condena impuesta por la Audiencia Nacional por un delito de enaltecimiento del terrorismo e injurias y calumnias a la Corona.

El acto de protesta convocado por redes sociales en la capital y que no contaba con autorización de la Delegación del Gobierno ha arrancado sobre las 19.00 horas de forma pacífica y con un ambiente festivo. Ha sido cerca de las 20.00 horas cuando los agentes de la Unidad de Intervención Policial (UIP) han cargado en varias ocasiones contra los grupos de congregados que han intentado acceder por la calle Carretas en dirección al Congreso de los Diputados. 

En ese acceso a la plaza se ha situado una doble línea policial para impedir el acceso y la salida de los congregados. De hecho, como ha captado Público en directo, una joven que pedía salir pacíficamente de la plaza también ha sido víctima de las cargas. Uno de los agentes le ha dicho: "De aquí no se mueve ni Dios". También se han escuchado disparos de pelotas de goma y en momentos puntales ha habido mucho humo en el ambiente, que incluso dificultaba la visión.

Algunos manifestantes han intentado avanzar con las manos levantadas para no sufrir las cargas, mientras se movía entre el humo blanco que se esparcía por toda la plaza. Mientras, en la calle del Correo, se han vuelto a escuchar más disparos de la Policía, que ha seguido cargando los congregados que habían quemado algunos contenedores de la zona.

Tras la dispersión de los manifestantes de la plaza, se ha iniciado una persecución en la Calle Mayor. Los concentrados han formado barricadas con contenedores ardiendo para impedir el avance de los agentes y se han desplazado a calles aledañas como la calle Mayor o Preciados, zonas en las que se han registrado daños en el mobiliario urbano. Un total de 19 personas han sido arrestadas y al menos 55 han resultado heridas, entre ellas, 35 agentes de la Policía Nacional y 20 manifestantes o transeúntes que se han visto implicados en los incidentes. De los 19 detenidos, seis son menores (de entre 16 y 17 años) y cuatro mujeres.

En la concentración se han podido escuchar consignas como "¡yo también soy Pablo Hasél!", "¡el rey debe morir para que el pueblo deba vivir!" o "¡Pablo Hasél Libertad! ¡fuera la Policía franquista!". También se han visto pancartas en las que se podían leer frases que pedían el excarcelamiento del rapero. La manifestación ha llegado a su fin a eso de las 22.00 horas.

En las manifestaciones que se celebraron este martes en varias ciudades de Catalunya ya hubo tensión. Los Mossos d'Esquadra cargaron con balas de foam contra algunos manifestantes y una joven ha perdido un ojo tras recibir un balazo. Por este motivo, el Govern ha reforzado la seguridad ante la previsión de nuevas protestas este miércoles, en las que también se han registrado disturbios.

Más noticias de Política y Sociedad