Público
Público

Soto del Real El Hospital La Paz comunicó al juez el maltrato de una anciana en una residencia madrileña

El centro activó el protocolo antiviolencia en cuanto se diagnosticó que la mujer estaba "deshidrata y desnutrida" tras ser trasladada desde la residencia de mayores Arzobispo Morcillo, de Soto del Real.

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

Residencia 'Arzobispo Morcillo' de Soto del Real

El Hospital La Paz de Madrid denunció el maltrato a la anciana de 101 años que falleció el pasado 7 de julio por desnutrición y deshidratación en este centro tras ser trasladada desde la residencia de mayores Arzobispo Morcillo, de Soto del Real (Madrid), según fuentes de la clínica.

La Guardia Civil ha detenido por la muerte de esta anciana a los dos hermanos propietarios de la residencia, que cerró el 12 de julio tras una denuncia de la Fiscalía al apreciar peligro para sus residentes. Además de un delito de homicidio imprudente, están acusados de un delito de lesiones y otro contra la salud pública.

Fuentes de la Consejería de Políticas Sociales y Familia informaron de que la anciana fallecida fue una de las tres personas de la residencia que fueron trasladadas a principios de julio al Hospital La Paz, aunque su estado en ese momento era leve.

El Hospital La Paz activó el protocolo de violencia contra la tercera edad y dio parte al juez

El hospital cuenta con una Comisión Antiviolencia que vigila posibles casos de maltrato a ancianos, niños, mujeres y víctimas de violencia en general, cuando se aprecian síntomas y lesiones asimilables a algún tipo de maltrato, según han explicado fuentes del centro sanitario.

En el caso concreto de la anciana fallecida, "se activó el protocolo de violencia contra la tercera edad, lo cual supone que el hospital da parte al juez", agregan las mismas fuentes. La Comunidad de Madrid decidió cerrar durante un año esta residencia, de gestión privada, tras comprobar que el centro no estaba garantizando la adecuada atención médica, ni los cuidados básicos a los usuarios, ni su adecuada alimentación.

La decisión la tomó a petición de la Fiscalía de la Comunidad de Madrid, que lo solicitó tras una visita rutinaria realizada por la fiscal de Alcobendas especialista en discapacidades en la que constató el estado "deplorable" a los ancianos y las instalaciones.

Más noticias en Política y Sociedad