Publicado: 13.12.2009 08:00 |Actualizado: 13.12.2009 08:00

Un calendario para darle una oportunidad a las niñas

Chenoa o Bebe prestan su imagen para el almanaque, cuyos ingresos ayudarán a paliar la desigualdad de las menores

Publicidad
Media: 0
Votos: 0
Comentarios:

"Tengo una preocupación particular por la difícil situación de las mujeres y niñas, que forman parte de la mayoría de la población del mundo con menos salud, menos educación, menos alimentación, y sin remuneración. Si la mitad de la población del mundo sigue siendo vulnerable a la marginalización económica, política, legal y social, nuestra esperanza de avanzar en la democracia y prosperidad se verá en serio peligro".

Este descomunal problema, expresado así por la secretaria de Estado de EEUU, Hillary Clinton, es el motivo que ha movido a la organización internacional de desarrollo Plan a poner en la calle un calendario para invertir lo que recaude en paliar la desigualdad de las niñas.

Los lectores de Público recibirán el calendario el lunes

Un calendario que los lectores del diario Público recibirán el lunes, con su ejemplar del periódico. Para darle forma a la iniciativa, doce personajes populares han prestado su imagen para ilustrar cada uno de los meses del almanaque, que comienza en enero con la modelo y actriz Laura Sánchez y acaba en diciembre con su colega Blanca Romero.

Chenoa, David Meca, Enrique San Francisco, Ariadne Artiles o una embarazada Bebe son otros de los famosos que se han dejado retratar por para el calendario. Detrás de la cámara estuvo el prestigioso fotógrafo Mario Sierra, que colabora habitualmente en publicaciones como Elle, Hola, Yo Dona, Man, Mens Health y El Semanal.

Han prestado su imagen famosos como Bebe y Chenoa

La elaboración del calendario se enmarca dentro de la campaña Por ser niñas, con la que la ONG Plan promueve los derechos de las menores. Esta iniciativa focaliza sus esfuerzos en la formación, incentivando que las niñas tengan una educación digna 62 millones de ellas no acuden a la escuela con la construcción de colegios y la formación de profesores.

Además, Plan lucha contra la mutilación sexual y el matrimonio precoz de las niñas. Según esta ONG, 140 millones de niñas sufren toda su vida las consecuencias de la mutilación sexual y aproximadamente dos millones de ellas mueren al año debido a esta práctica. Según los cálculos de Plan, en los próximos 10 años serán obligadas casarse 10 millones de niñas, la gran la mayoría de ellas sin ni siquiera haber cumplido los 12 años.

La tercera pata del proyecto Por ser niñas se centra en enseñar a las menores a defender y exigir sus derechos y en presionar los gobiernos para que todos los niños tengan los mismos derechos a la educación. El almanaque cuenta, además de Plan y Público, con el apoyo de otros organismos como los ministerios de Igualdad y Asuntos Exteriores, Cajasol y Telefónica.