Público
Público

Cortés dice que decisión del Consejo es un "golpe a toda la sociedad española"

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

Juan José Cortés, padre de la niña onubense Mari Luz, ha dicho hoy que la sanción de 1.500 euros al juez Rafael Tirado, que no ejecutó la sentencia de prisión contra el presunto asesino de su hija, es "un golpe a toda la sociedad española".

En declaraciones a los periodistas tras conocer la noticia, Cortés se ha mostrado confiado en que la decisión se rectifique y en que haya un nuevo Consejo General del Poder Judicial "cuyo trabajo se ajuste más a las necesidades de la sociedad española".

"Este consejo pasa a la historia como el que ha escrito la página de la historia más negra de la sociedad española", ha indicado el padre de Mari Luz.

Cortés, al rememorar el caso de la muerte de su hija, ha asegurado: "es la tercera vez que me tiembla el cuerpo y las piernas, y ha sido un golpe muy duro de aceptar", y ha añadido: "a lo último que nos queríamos agarrar en esta vida es a la justicia, y nos ha defraudado".

Así, ha instado al Gobierno central, "que es el representante de todos los españoles", a que tome la iniciativa, y ha deseado que se esté a tiempo de rectificar, "porque sería una vergüenza para toda la Justicia", al señalar el padre de Mari Luz que, la de hoy, es una decisión "que avergüenza a todos los jueces".

"Hemos recibido el golpe de perder a una hija, y ahora estamos perdiendo la confianza en la justicia, y no sé si nos van a quedar fuerzas para luchar contra toda una corporación, que está representada en el Consejo", ha dicho Cortés.

"Espero que se produzca una rectificación y pueda volver a confiar en la justicia, e igual que yo toda la sociedad española", ha añadido, y ha pedido al Gobierno que "quien se comprometió desde el principio a depurar responsabilidades, lo haga".

Juan José Cortés ha lamentado además la actitud del propio Rafael Tirado en este asunto, ya que, según ha explicado, "nunca se ha dirigido a la familia ni ha reconocido sus errores", y lo ha definido como alguien "sin escrúpulos, que lo único que ha intentado es salvaguardar su sueldo y su puesto de trabajo".

En la misma comparecencia de prensa, el abuelo de Mari Luz, Juan José Cortés, ha dicho que llevará a cabo medidas de presión como encadenarse a la sede de las Cortes en Madrid, e iniciar una huelga de hambre. "La responsabilidad de mi muerte recaerá sobre el Consejo".

La decisión de la sanción al juez la ha tomado hoy la comisión disciplinaria del CGPJ por tres votos a dos y de acuerdo con la propuesta formulada por el instructor del expediente abierto a Tirado por el órgano de gobierno de los jueces, según fuentes del Consejo.