Público
Público

Cuba dice que un informe crítico sobre DDHH es "ciencia ficción"

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

Cuba describió el jueves como "ciencia ficción" un informe de la ONG Human Rights Watch (HRW) que acusa al presidente Raúl Castro de mantener un sistema de represión contra la oposición utilizado durante décadas por su hermano Fidel.

"Human Rights Watch una vez más carga sus tintas contra la Revolución Cubana en un vano intento por manchar la impecable obra de la isla a favor de la dignidad y los verdaderos derechos humanos de más de 11 millones de cubanos", dijo Granma, el diario del gobernante Partido Comunista.

El periódico dijo que el informe de HRW pretende "tirarle el salvavidas" a la "menguada y desprestigiada contrarrevolución interna".

HRW dijo que Raúl Castro ha sido "tan implacable" con la oposición como su hermano Fidel, al que reemplazó en el poder hace tres años a raíz de una enfermedad.

El informe titulado "Nuevo Castro, misma Cuba" critica los arrestos por "peligrosidad", una figura legal que permite las detenciones ante la presunción de que una persona podría cometer un delito.

"No tienen ni imaginación", respondió Granma. "Es el mismo guión que ya hemos visto muchas veces a lo largo de estas cinco décadas".

Según grupos de defensa de los derechos humanos, hay alrededor de 200 presos políticos en Cuba.

Las autoridades comunistas de Cuba dicen que no tienen presos políticos y califican a los disidentes como mercenarios a sueldo de su enemigo Estados Unidos.

Cuba no permite visitas de trabajo de HRW.

Los derechos humanos son un tema central en las relaciones de Cuba con Estados Unidos, que han dado tímidas señales de deshielo con el presidente Barack Obama.

Obama prometió este año "relanzar" sus relaciones con Cuba y eliminó trabas para que los cubanoestadounidenses viajen a la isla, pero dijo que no levantaría el embargo mientras La Habana no muestre avances en derechos humanos.

También la Unión Europea, que está en proceso de normalizar sus relaciones con Cuba, espera mejoras en materia de derechos fundamentales.

Cuba dice que garantiza derechos humanos como la educación y la salud gratuitas, y considera las demandas internacionales como interferencias en sus asuntos internos.