Público
Público

El Gobierno griego dice que primer trimestre es decisivo para seguir en Eurozona

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

El Gobierno griego advirtió hoy de que el primer trimestre de 2012 será fundamental para la suerte del país en la zona del euro y subrayó que se deben de aplicar las medidas para cumplir con los acreedores internacionales.

El portavoz del gobierno, Pantelís Kapsís, afirmó en una entrevista con la radio Skai que el Ejecutivo de concentración debe aplicar todas las reformas exigidas por los acreedores internacionales del FMI y la UE para que el país continúe en la divisa común europea.

"No tiene sentido crear un clima de pánico, gritando que volveremos al dracma (la antigua moneda nacional). Podemos evitar este riesgo con trabajo sistemático y serio", aseguró Kapsís, quien sin embargo insistió en que "Grecia está aún en peligro de abandonar la zona euro".

El responsable griego añadió: "Todos sabemos que los problemas no están resueltos y que tenemos que llevar a cabo una negociación muy difícil con la troika para recibir el nuevo préstamo y crear las condiciones para el desarrollo".

Los líderes políticos griegos han retrasado hasta abril las elecciones parlamentarias previstas inicialmente para febrero, dados los retrasos en la negociación de la quita del 50 % de la deuda del país con la banca privada.

Por su parte, el presidente de la Unión de Bancos de Grecia Vasilis Rápanos, destacó también hoy, durante una ceremonia a la Bolsa de Atenas para el año nuevo, que los próximos tres meses son cruciales para que el país permanezca en la zona de euro.

"O bien aceptamos permanecer en la zona euro reduciendo nuestro nivel de vida o volveremos al estado de la economía de 25 años atrás", recalcó.

El presidente de los banqueros griegos pidió, al igual que ya lo hiciera ayer el presidente de la República, Carolos Papulias, que los partidos políticos hicieran su deber y apoyen los esfuerzos del gobierno de unidad del primer ministro, Lukás Papadimos.

Mientras tanto Grecia sigue luchando contra una recesión sin precedentes en las últimas décadas que ha llevado las cifras de desempleo hasta casi el 18 por ciento y la contracción económica en 2010 al 5,5 por ciento.

En diciembre la producción industrial disminuyó por 28 mes consecutivo, según el índice elaborado por la empresa de información financiera Markit.

Los pedidos industriales se redujeron de forma menos severa que en noviembre, pero el aumento de los costes de producción, debido a las subidas de impuestos y al aumento del coste de la energía, disminuyó el margen de rentabilidad de las empresas y condujo al 44 mes consecutivo de destrucción de empleo.