Público
Público

Nadal dice que no es el momento de hablar sobre las decisiones de los jugadores

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

El estadounidense Andy Roddick cree los jugadores deben reunirse en el torneo de Shanghái y tomar ya decisiones respecto a sus reclamaciones a la ATP y la FIT, mientras que el español Rafael Nadal expresó hoy que no es el momento oportuno para hablar del asunto, al igual que el británico Andy Murray.

Ante el temor de que las noticias se disparen y la polémica se desate aún más, Nadal fue hoy cauto en sus declaraciones. "No es el momento oportuno de hablar sobre esto porque ninguna decisión se ha tomado, y si hay alguna información, la conocerán, pero es mejor no hablar que hablar ahora".

Durante el Abierto de Estados Unidos, y especialmente durante los días de lluvia que interrumpieron el torneo y que hicieron disputar luego tres partidos seguidos a Nadal, varios jugadores entre ellos Roddick, señalaron que en Shanghái mantendrían conversaciones para que sus reclamaciones quedaran clarificadas y todos mantuvieran una postura de choque ante los dos organismos que rigen el tenis.

Las quejas son antiguas y múltiples, pero se resumen en dos: lo excesivo del calendario y el número de torneos que están obligados a jugar.

Los tenistas creen que lo ideal sería pasar los dos últimos Masters 1.000 del año, Shanghái y París-Bercy, antes del Abierto de EE.UU. y que solo quedara como fijo la Copa Masters y la final de la Copa Davis a los que les toque disputarla, colocando después de septiembre algunos torneos 500 y 250 para aquellos que quieran mejorar su ránking o les apetezca disputarlos.

También desean que no exista la obligatoriedad de disputar todos los nueve Masters 1.000 de ahora, acortar los de Miami e Indian Wells a una semana, y crear un ránking bianual que les proteja en caso de una lesión importante.

Respecto a la jurisdicción de la Federación Internacional, cambiar el formato de la Copa Davis es una prioridad para ellos, y que en vez de disputarse cuatro semanas se hiciera en una o dos, o cada dos años, y los partidos al mejor de tres sets, además de separar más Roland Garros de Wimbledon, y que en la repartición económica de estos grandes les llegaran mejores dividendos.

El próximo año el calendario se reducirá en dos semanas al final del mismo, pero la lucha que han comenzado se prevé larga, y de momento silenciosa, ya que aunque Nadal y Murray dieron largas a las preguntas sobre sus posibles reuniones parece claro que las tienen, a pesar de que el suizo Roger Federer y el serbio Novak Djokovic no están este año en Shanghai.

"Yo soy el vicepresidente (de los jugadores)", dijo Nadal, "y estoy aquí, y estoy en contacto con el resto de jugadores", añadió, mientras que Roddick apostilló: "Roger y Nole están a golpe de teléfono".

El de Omaha señaló que sería oportuno que los jugadores creasen una organización similar a la que existe en otros deportes para defender sus intereses, y declaró que las bajas Federer y Djokovic en Shanghái demuestran que los mejores jugadores necesitan un descanso después del Abierto de EE.UU.

"Ellos no están ganando dinero esta semana. Si estuvieran bien estarían aquí", apuntó.

"Los jugadores no se ha reunido", dijo por su parte Murray, pero lo intentarán y lo harán, y cuando lo hagan será con la ATP y la FIT para llegar a un acuerdo".

"En el circuito hay básicamente dos o tres semanas del año que necesitan un cambio", continuó Andy, "un par de torneos obligatorios durante la sesión. No es algo tan grande pero se habla de ello como si fuera un desastre en el tenis, y no es para tanto".

"Intentaremos llegar a un acuerdo antes de que acabe el año, pero debemos estar coordinados y normalmente no vamos a los mismos torneos y los tenistas no son precisamente las personas más fáciles de ubicar cuando no estamos en los torneos", añadió el escocés.

"Lo importante y puedo decirlo es que la mayoría de nosotros estamos en el mismo camino. Es decir tenemos el poder", añadió Nadal. "

"Ahora hay que averiguar lo que queremos para el futuro y hacer que suceda si es posible", recalcó.