Público
Público

Nueve aviones y helicópteros trabajan contra 2 incendios al este de Mallorca

Publicidad
Media: 0
Votos: 0
Comentarios:

Nueve aviones y helicópteros participan en los trabajos de extinción de los dos incendios que de forma casi simultánea se han declarado esta tarde en municipios del este de Mallorca, donde han tenido que ser cortadas al tráfico cinco carreteras.

El Instituto Balear de la Naturaleza y el Consell de Mallorca han informado a EFE de que los dos incendios continúan activos pese a los esfuerzos llevados a cabo por las brigadas forestales y los bomberos, ya que el fuerte viento racheado del sureste que ha soplado hasta hace una hora favorecía la expansión del fuego.

El fuego que afecta a una zona agrícola y forestal de los municipios de Maria de la Salud, Llubí y Santa Margalida se inició en un área plantada de cereal de esta última localidad y a las 19.30 horas presentaba un frente de un kilómetro de longitud y varios focos activos.

Un avión y un helicóptero del Ibanat realizan descargas de agua sobre el área afectada, mayoritariamente agrícola.

El incendio ha obligado a cerrar al trafico cuatro carreteras de la zona, pero, según ha informado la Guardia Civil de Tráfico, a las 20.00 horas ya solo permanecía cortada la que une Muro con Santa Margalida (Ma-3430).

Una veintena de viviendas y un hotel rural en el municipio de Santa Margalida, así como varias casas en Maria de la Salut han sido evacuadas para prevenir daños a las personas que residen en ellas, ha indicado el centro de coordinación de emergencias 112.

En paralelo, tres aviones equipados para descargas de agua (uno de ellos desplazado desde Zaragoza), tres helicópteros y una avioneta de vigilancia forman parte del operativo desplegado en el incendio que afecta al área del Puig d'en Pelat de Artá, que comenzó en la zona del Penyal Roig, en el término de Sant Llorenç.

El fuego se ha extendido con rapidez por una zona forestal y en su control participan varios parques de los Bomberos de Mallorca y brigadas del Ibanat.

Un frente del incendio se ha desplazado hacia el núcleo costero de la Colònia de Sant Pere, pero un portavoz del 112 ha confirmado a EFE que aún está lejos de la zona habitada.

Este incendio no ha obligado a ningún desalojo, pero sí ha provocado el cierre al tráfico de los primeros ocho kilómetros de la carretera Ma-12, que discurre entre Artá y Can Picafort.