Público
Público

Reino Unido ultima un segundo plan de rescate bancario

Publicidad
Media: 0
Votos: 0
Comentarios:

Por Peter Griffiths y Sumeet Desai

Reino Unido garantizará "deuda tóxica" por miles de millones de dólares en un segundo rescate bancario, dijeron el domingo fuentes familiarizadas con la operación.

El rescate está diseñado para aumentar los préstamos y eludir una prolongada recesión disparada por la peor turbulencia económica en 70 años.

Bajo el plan, el Gobierno también podría canjear acciones preferenciales que tiene en el Royal Bank of Scotland por títulos ordinarios, lo que incrementaría la participación británica en la entidad a cerca del 70 por ciento desde el 58 por ciento, dijo una de las fuentes.

Responsables gubernamentales y directores de bancos estuvieron negociando durante el fin de semana, dijo a Reuters un portavoz del Ministerio de Finanzas, en busca de una solución a una congelación crediticia que ha afectado a la industria, pequeños negocios y propietarios de casas.

El anuncio sería hecho antes de que abra el lunes el mercado, a las 08:00 GMT, dijo el Tesoro.

El primer ministro Gordon Brown, dijo el domingo a periodistas en Egipto, donde asistió a conversaciones sobre el asunto de Gaza, que: "Sabemos que el problema esencial es la reanudación de los préstamos".

El paquete está diseñado para "lograr que se muevan los préstamos en la economía" y ayudar a las familias y negocios, agregó.

Una parte clave del rescate pueden incluir un enorme esquema de seguros del Estado para garantizar miles de millones de libras esterlinas de malos activos bancarios, dijeron tres personas vinculadas con las discusiones.

El Tesoro garantizaría al menos 100.000 millones de libras esterlinas (149.000 millones de dólares) de nuevos créditos, dijo el diario Sunday Times.

El Estado canjearía 5.000 millones de libras esterlinas en acciones preferenciales en RBS por papeles ordinarios con la finalidad de eliminar la presión en el banco, pagando un 12 por ciento de interés anual sobre los títulos preferenciales, declaró una de las fuentes.

Reino Unido también tomó acciones preferenciales en Lloyds Banking Group.

Reino Unido se ha visto forzado a un segundo rescate después que una inyección estatal por 37.000 millones de libras esterlinas en octubre pasado, para recapitalizar tres de los mayores bancos, fracasara en lograr que el crédito se movilizara de nuevo.

La confianza en los bancos se ha desplomado debido a temores sobre el grado exacto de su exposición a malos créditos.