Publicado: 09.04.2014 13:55 |Actualizado: 09.04.2014 13:55

Renzi hablará con "su amigo Rajoy" sobre la venta de Deoleo

Publicidad
Media: 0
Votos: 0
Comentarios:

El primer ministro italiano, Matteo Renzi, solicitará a España el mismo trato de igualdad para las ofertas extranjeras presentadas en proceso de venta de Deoleo, entre ellas la del Fondo Strategico Italiano (FSI), respaldado por el Estado italiano, y Qatar Holding.

En concreto, son cinco las ofertas finales presentadas (el Fondo Stratégico Italiano, con el apoyo de Qatar Holding, Rhone, Pai Partners, Carlyle y CVC) para hacerse de hasta el 100% del capital social de la firma, a un precio inferior a 0,420 euros, por lo que el mandatario italiano presionará para lograr que el Gobierno tenga en cuenta la oferta del FSI.

"Las empresas italianas vendieron marcas de aceite a España hace unos años. Si hoy el FSI u otras empresas italianas quieren comprar de nuevo en el mercado abierto, ellos tienen el derecho sacrosanto para hacerlo", ha subrayado Renzi en Verona, donde ha afirmado que planea abordar este tema con el presidente del Gobierno españo, Mariano Rajoy.

El FSI está dispuesto a apoyar la propuesta del bloque español y tener una participación minoritaria en la compañía

"Voy a hablar con mi amigo Rajoy", ha agregado el primer ministro italiano, después de el Fondo Strategico Italiano (FSI), respaldado por el Estado italiano y Qatar Holding hayan dado un paso más en su estrategia para entrar en Deoleo, ya que estarían dispuestos a flexibilizar su inversión en la compañía, apoyar la propuesta del bloque español y tener una participación minoritaria en la compañía, según han informado fuentes conocedoras de la situación de la firma.

En concreto, ambos fondos estatales, que han presentado su oferta a través de una 'joint venture' (IQMIIC) al 50%, han trasladado al Gobierno la posibilidad de respaldar una propuesta que contara con los actuales accionistas de la compañía, entre ellos Dcoop (Hojiblanca) y Unicaja, que ya han manifestado su interés en permanecer en la firma, y en la que participaría además la Sociedad Estatal de Participaciones Industriales (SEPI).

Las mismas fuentes han asegurado que la oferta italo-qatarí es a largo plazo y apuesta por mantener la sede en España y su cotización en Bolsa, al tiempo que asegura la continuidad del equipo directivo actual y el empleo de su plantilla, así como su compromiso con el campo andaluz. "Estos fondos están abiertos a ser parte de la solución", han asegurado las mismas fuentes.

La oferta de los italianos es una de las que más preocupa al sector e incluso al propio Gobierno, cuyo objetivo es que Deoleo no se desmiembre, que mantenga su sede social en España y tenga un compromiso con los oleicultores españoles.

El proceso de venta de Deoleo no está del todo despejado, ya que están en juego distintos intereses, a la espera de que el Gobierno tome posiciones en la compañía para garantizar que siga siendo española, y después de conocer que el ministro de Agricultura, Medio Ambiente y Alimentación, Miguel Arias Cañete, uno de los más implicados en el proceso, encabezará las listas del PP al Parlamento Europeo.

La marcha de Cañete, uno de los más implicados, podría plantear nuevos interrogantes

Por su parte, Deoleo ha afirmado que la mejor oferta recibida ha sido la presentada por CVC Capital Partners, con un precio de 0,38 euros por acción por la totalidad de la compañía, lo que supone un importe total de unos 439 millones de euros.

Así lo ha comunicado la compañía este miércoles en un hecho relevante remitido a la Comisión Nacional del Mercado de Valores (CNMV), en el que señala que otros detalles de la oferta se están negociando en este momento, sin que por el momento sea posible confirmar si se llegará a un acuerdo o cuando se alcanzará éste.

El precio ofertado por el fondo de capital riesgo está un 11% por debajo de los 0,43 euros a los que cotizaban las acciones de Deoleo pasadas las 12.30 horas.

Este proceso se enmarca dentro de la venta de más del 31% del capital de Deoleo actualmente en manos de Bankia, Caixabank, Kutxabank y BMN.

Deoleo cerró el ejercicio 2013 con un beneficio neto de 20 millones de euros, frente a los 'números rojos' de 245,6 millones de euros del año anterior motivados por la decisión de abordar el deterioro contable de determinados activos.

La cifra de ventas del fabricante de marcas de aceite como Carbonell y Koipesol en el ejercicio alcanzó los 813 millones de euros el año pasado, un 1,9% menos.