Público
Público

El Síndic estudia actuar de oficio en el caso de la fuga radiactiva de Ascó

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

El Síndic de Greuges, Rafael Ribó, estudia la posibilidad de abrir una actuación de oficio por la fuga radiactiva que se produjo el pasado mes de noviembre en la central nuclear de Ascó (Tarragona), pero que se ha conocido hasta hace pocos días, a raíz de una denuncia de Greenpeace.

El Síndic prevé actuar en este caso, pese a no haber recibido, por el momento, ninguna queja por parte de los vecinos de la zona ni de los padres de los escolares que visitaron las instalaciones después de producirse el suceso.

"No se nos ha dirigido nadie, pero estamos estudiando el tipo de actuación que tendríamos que emprender", ha dicho hoy Ribó, que ha precisado que la decisión que se adopte finalmente se hará pública "en las próximas horas".

La central nuclear de Ascó registró el pasado mes de noviembre un escape de partículas radiactivas procedentes de la ventilación de la planta atómica, si bien afirmó en un principio que el incidente, clasificado provisionalmente como "Nivel 1" en la Escala Internacional de Sucesos Nucleares, fue de "escasa significación radiológica".

Sin embargo, el Consejo de Seguridad Nuclear (CSN) reclasificó el pasado lunes este suceso, elevándolo al "Nivel 2".

Pese a que el CSN apunta que el impacto radiológico sobre la población y sobre los trabajadores de la central sigue estando por debajo de los límites legales, la empresa realizará mediciones de radiactividad a todas las personas que han pasado por el emplazamiento desde el pasado 28 de noviembre.

En total se someterán a estas pruebas unas 800 personas, entre ellas decenas de alumnos del Colegio Maristas de Girona, que visitaron la planta el 4 de abril.