Público
Público

Un crack en el otro mundo

Wenger captó rápido el fichaje del costarricense y se lo llevó al Arsenal

Publicidad
Media: 0
Votos: 0
Comentarios:

En Costa Rica no existen Fuerzas Armadas, pero Joel Campbell (San José, 1992) saluda como si fuese un soldado.

Desde la infancia, maneja esa afición que ahora muestra entre ese grupo de maduros legionarios que forman el equipo nacional. De espaldas a la lógica, Campbell es una excepción en Costa Rica como en el pasado lo fueron Wanchope, Medford, Ronald Gómez o el portero Conejo. En un país que no nació para jugar al fútbol, figura como uno de los candidatos al título de mejor futbolista menor de 21 años del mundo que concede la revista Tuttosport. El premio perteneció en el pasado a Rooney, Messi, Agüero o Pato.

El último verano, Campbell revolucionó la Copa de América, donde jamás olvidará a Ricardo Lavolpe, que era el seleccionador. 'Si no juega con desfachatez, no le voy a poner'. Y después no le consintió que le hablase de la presión, porque 'es una gran mentira que se han inventado los que no saben jugar al fútbol'.

El delantero es candidato al mejor futbolista menor de 21 años

Pero en los pies del delantero no cicatriza ese problema. Campbell tumbó a Bolivia en una noche de locura y amenazó a la Argentina de Messi. Mostró en el área la tiranía de los futbolistas letales. Consiguió que Wenger, el entrenador del Arsenal, se adelantase al Sevilla y ordenase su fichaje. 'Quiero conocer el porqué de tanta habilidad'. Wenger, en realidad, tuvo lo que le faltó a Lavolpe. 'Si tuviera plata lo fichaba yo mismo', dijo antes de marcharse al Bandfiel. 'A su edad, ya es un jugador de élite'.

Lavolpe abandonó Costa Rica porque no hay jugadores de calidad. Pero en su protesta excluyó a Campbell, claro. Y también a Bryan Ruiz, que juega en el Fulham inglés. El resto son peones que se reparten en ligas periféricas (Bélgica, Noruega, Dinamarca, EEUU) y que atienden con reverencia, casi presidencial, al talento de Joel Campbell. 'Hay pocos jugadores que me sorprendan de esta manera', declara Jorge Luis Pinto, actual seleccionador de Costa Rica y que antes lo fue de Colombia. Wenger ha preferido no compararle a Henry.

Como no puede jugar en la Premier, lo hace cedido en el Lorient francés

Campbell entonces era un niño que recuerda goles aislados y televisados, sobre todo, de su compatriota Wanchope (que luego jugó en el Málaga) en la Premier. Algo con lo que no se atrevía a soñar. 'Me he criado en un país en el que el fútbol no es lo más importante'. A los 19 años, sin embargo, Campbell ha sido esta temporada el motivo del primer enfado de Wenger, que quería tenerlo a su lado. No puede. Por eso le ha cedido al Lorient francés, donde la edad no obstaculiza al delantero.

En la Premier encontró los problemas antes de pisar el césped. Primero no le concedieron el permiso de trabajo por no tener el mínimo de minutos jugados con la selección. Y después, cuando el Arsenal lo pidió por talento especial, la respuesta no cambió. Por eso Christian Gourcuff, entrenador del Lorient, llamó a Wenger: '¿Me lo cedes?'. Y allí está ahora Campbell con el dorsal 36 y una zurda que no se parece a la burocracia: tarda menos en resolver los problemas.