Publicado: 08.05.2015 17:47 |Actualizado: 08.05.2015 17:47

Los países ricos dicen que el desperdicio de comida es una preocupación "enorme"

La reunión del G-20 en Estambul se enfocó en los problemas de seguridad alimentaria y nutrición, incluyendo el impacto del cambio climático.

Publicidad
Media: 0
Votos: 0
Comentarios:
El ministro de Agricultura turco, Mehdi Eker, interviene durante la reunión de ministros de Agricultura del G20 que se celebra en Estambul. /EFE

El ministro de Agricultura turco, Mehdi Eker, interviene durante la reunión de ministros de Agricultura del G20 que se celebra en Estambul. /EFE

ESTAMBUL.- La comida desperdiciada por los consumidores es un problema económico enorme y los países deberían asegurar que los alimentos que sobren se entreguen a la gente que pasa hambre en vez de ser desechados, dijeron el viernes ministros de Agricultura del Grupo de las 20 mayores economías mundiales.



La reunión de dos días en Estambul se enfocó en los problemas de seguridad alimentaria y nutrición, incluyendo el impacto del cambio climático. Una reducción en la cantidad de alimentos desperdiciados mejoraría la seguridad alimentaria, dijeron los ministros en su comunicado final.

"Destacamos esto como un problema global de un enorme significado económico, medioambiental y social"

"Notamos con gran preocupación la significativa magnitud de la pérdida y desperdicio de alimentos (...) y sus consecuencias negativas para la seguridad alimentaria, la nutrición, el uso de recursos naturales y el medioambiente", dijeron los ministros.

"Destacamos esto como un problema global de un enorme significado económico, medioambiental y social", agregaron.

La Organización de las Naciones Unidas para la Alimentación y la Agricultura (FAO, por sus siglas en inglés) dijo el año pasado que anualmente se pierden o desperdician unos 1.300 millones de toneladas de alimentos, o cerca de un 30 por ciento de la producción global.

Agencias de la ONU dijeron que esto alimentaría fácilmente a los 800 millones de hambrientos del mundo.