Publicado: 29.01.2016 19:18 |Actualizado: 29.01.2016 19:18

Ada Colau pide acuerdos para luchar contra la desigualdad

Los partidos de la oposición le reclaman medidas de gobierno concretas tras ocho   meses al frente del consistorio.

Publicidad
Media: 2.33
Votos: 3
Comentarios:
Ada Colau, alcaldesa de Barcelona

Ada Colau, alcaldesa de Barcelona

BARCELONA.- El gobierno de Ada Colau ha celebrado esta mañana su primer pleno sobre el estado de la ciudad, en esta ocasión abierto a los vecinos y las entidades sociales. El debate municipal se ha trasladado, a diferencia del anterior mandato, al Saló de Cent para albergar al centenar de ciudadanos que han querido escuchar el balance de su ciudad tras ocho meses de gobierno de Barcelona en Comú. La alcaldesa ha explicado su proyecto de gobierno, centrado en combatir la desigualdad y reactivar la economía, pero los grupos de la oposición le han demandado políticas más concretas y una mayor capacidad para llegar a consensos.

“El principal reto de este gobierno es la lucha contra la desigualdad”, ha remarcado Ada Colau tras constatar que no ha dejado de crecer en los últimos ocho años. Por ello, y coincidiendo con los reclamos de las fuerzas opositoras, ha pedido acuerdos a los demás partidos para legislar contra la desigualdad y “poner Barcelona por delante de cualquier desacuerdo partidista”.



En concreto, la ambición del gobierno es conseguir aprobar los presupuestos municipales para desplegar el Plan de Barrios y el Plan de Actuación Municipal (PAM), presentado ayer por el teniente de alcalde, Gerardo Pisarello.

Los partidos dispuestos a formar un gobierno de izquierdas y a apoyar la legislatura de Colau, ERC y PSC, le han reprochado a la alcaldesa la falta de determinación política. Alfred Bosch, del partido republicano catalán, ha expresado que comparte el anhelo de cambio del ejecutivo de Colau, pero que necesitan ver aplicadas soluciones. “La ciudad no está mucho mejor ni mucho peor que hace ocho meses. El cambio pasa por tener proyecto, y es en la concreción en la que nos podrán convencer”, ha reconocido Bosch.

En la misma línea, el líder del PSC, Jaume Collboni, ha declarado que “durante estos ocho mesos ha habido demasiados anuncios y poca concreción”. El regidor se ha mostrado especialmente molesto por haber recibido el contenido del PAM después de su anuncio público, como el resto de grupos de la oposición. “Hoy estamos más alejados que ayer de apoyar los presupuestos”, ha amenazado Collboni.

Ada Colau, alcaldesa de Barcelona

La regidora de la CUP -el partido con el que BComú tiene más puntos en común, pero prefiere mentenerse fuera de gobierno-, María José Lecha, también ha querido dar toques de atención a la formación de Colau porque “son desobedientes de toda institucionalidad”. “Tras ocho meses, podemos afirmar que a parte de gestos y mucha propaganda, el Ayuntamiento no ha abordado ninguna medida que rompa con la vieja política municipal. La propia incercia de la institución lo pone muy difícil, pero la falta de voluntad política lo hace imposible”, ha criticado Lecha.

Para responder a las críticas de la izquierda, con cuyas formaciones puede obtener apoyos para gobernar con sus sólo 11 regidores, la alcaldesa de Barcelona ha pedido “comprensión” porque solo han pasado ocho meses de gobierno.

Además, ha recordado que hay muchas políticas que dependen de otras administraciones y trascienden las maniobras municipales. En concreto, se ha referido a la remunicipalización de los servicios básicos, como el agua, ya que la 'Ley Montoro' les impide pedir más oferta pública. También ha recordado que su partido, al formar gobierno, implementó el prometido plan de choque social, entre otras medidas.

CiU, Ciudadanos y PP también quieren acuerdos

El bloque de derechas del Ayuntamiento, CiU, Ciudadanos y PP, ha reprochado a Colau la falta de diálogo para llegar a acuerdos de gobierno. El exalcalde convergente Xavier Trias ha pedido “respeto” a Colau para pactar medidas a largo plazo. “Hemos de ser capaces de tirar adelante entre todos esta ciudad, no solo entre los más afines”, ha reclamado. A este respecto, ha recordado que durante el mandato socialista fue capaz de llegar a acuerdos estables como jefe de la oposición.

Trias también ha defendido que “el cambio empezó hace cuatro años”, bajo su mandato, puesto que supieron sortear los efectos de la crisis y recibir a más de un millón y medio de personas en Barcelona.

Ada Colau, alcaldesa de Barcelona

Carina Mejías, la líder de C's, ha tachado de “prepotencia, inacción, arrogancia, arbitrariedad y desorganización” la gestión de Colau, y ha criticado la participación ejercida por el nuevo gobierno. “Ustedes trasladan la toma de decisiones a procesos participativos. No tienen un modelo claro de ciudad y ponen en riesgo años de progreso”, ha expresado.

El portavoz del PP, Alberto Fernández Díaz, ha instado a la alcaldesa a “automultarse” por permitir una ciudad en la que “los ocupas campan a sus anchas, se piden indultos a condenados y el top manta no se persigue”.