Publicado: 12.01.2017 15:32 |Actualizado: 12.01.2017 15:45

Aznar, Piqué y Gallardón 'atizan' a Rajoy por su indefinición ideológica

El expresidente 'amenaza' con seguir "trabajando por España" desde FAES e insta a su sucesor a reconectar con "la realidad" para recuperar la "convivencia" en Catalunya.  

Publicidad
Media: 2
Votos: 5
Comentarios:
El expresidente del Gobierno José María Aznar (c) acompañado de Josep Piqué, Rocío Albert (2i), Javier Zarzalejos (2d) y Alberto Ruiz Gallardón (d), durante la clausura del acto "Ideas para la sociedad española",organizado por FAES. EFE/Fernando Villar

El expresidente del Gobierno José María Aznar (c) acompañado de Josep Piqué, Rocío Albert (2i), Javier Zarzalejos (2d) y Alberto Ruiz Gallardón (d), durante la clausura del acto "Ideas para la sociedad española", en el que intervendrán los exministros del PP y que organiza la Fundación FAES. EFE/Fernando Villar

MADRID.- "Los medios siempre esperan encontrar en FAES teorías de la conspiración". Así comenzó Javier Zarzalejos, director de la Fundación recién divorciada del PP, la presentación del debate Ideas para la sociedad española. Pese a la crítica, lo cierto es que los exministros Josep Piqué y Alberto Ruíz Gallardón, así como el propio presidente de la institución, José María Aznar, no tuvieron reparo en lanzar un clave mensaje a su sucesor, Mariano Rajoy.

Los tres arremetieron contra la indefinición ideológica del nuevo presidente del PP y del Gobierno y le invitaron a "reconectar" con la realidad para combatir el desafío independentista de Catalunya. Aznar, además, tras abandonar la presidencia de honor del partido popular, advirtió que seguirá trabajando por España, aunque sea sólo lanzando pullas a través de su fundación.

"España es tarea de todos y no sólo de algunos", espetó el expresidente en presencia de los vicesecretarios del PP Andrea Levy y Javier Maroto, que respondieron a la invitación y acudieron al acto, quizá, para calmar los rumores sobre la posible formación de un nuevo partido que incluso Aznar ha desmentido ya. Aznar y PP seguirán ligados, insisten en Génova. Aunque ello no impida a su exlíder seguir proclamando "recomendaciones" a seguir. 

Gallardón: "En el centro derecha nos avergonzábamos de proclamar aquello que en realidad pensábamos"

Pese a todo, este jueves no fue Aznar quien se pronunció con más contundencia, sino Gallardón. El exministro de Justicia a quien Rajoy dejó a los pies de los caballos con su pretendida contrarreforma del aborto reconoció el "miedo" de los populares a definirse ideológicamente. "No hemos llegado nunca al fin de las ideologías, pero sí a esconderlas porque pensábamos que esa indefinición nos permitía aumentar nuestra base electoral", espetó, en línea con lo expresado también en numerosas ocasiones por Esperanza Aguirre, también presente en el acto. "En el centro derecho nos avergonzábamos de proclamar aquello que en realidad pensábamos. Se prescindía de convencimientos para alcanzar mayorías que nos permitieran gobernar", añadió, haciendo también autocrítica.

El expresidente del Gobierno José María Aznar (i) saluda a la portavoz del PP en el Ayuntamiento del Madrid, Esperanza Aguirre (d), a su llegada a la clausura del acto de FAES titulado "Ideas para la sociedad española". EFE/Fernando Villar

El expresidente del Gobierno José María Aznar (i) saluda a la portavoz del PP en el Ayuntamiento del Madrid, Esperanza Aguirre (d), a su llegada a la clausura del acto "Ideas para la sociedad española", en el que intervendrán los exministros del PP y que organiza la Fundación FAES. EFE/Fernando Villar

"En todos los períodos electorales ha habido cierta propensión al corto plazo, cuando el debate ideológico de fondo a medio y largo plazo debería ser imprescindible", completó su argumento Piqué. "Eso lo pueden hacer mejor las instituciones que se derivan de la sociedad civil organizada y por eso hay que dar la bienvenida a esta nueva FAES", agregó.

Piqué cree que instituciones como FAES pueden promover mejor que las instituciones el "imprescindible debate ideológico de fondo"

Aznar, por su parte, hizo lo propio. Presumió de la histórica labor de FAES sirviendo de sustento al PP desde 1987 con ideas que "cambiaron políticas profundamente equivocadas que habían sido aplicadas hasta entonces y promovieron otras nuevas que modernizaron el país". De las ideas salen programas electorales y de éstos, políticas, subrayó el presidente de la fundación incidiendo en la importancia de la misma. "Ese era el orden correcto y fue el que seguimos. Cumplimos y los españoles lo acogieron bien", continuó echándose flores a sí mismo. 

Ahora, en cambio, "ya no estamos en los 90", constató Aznar, lamentando que en la actualidad "apenas se dice lo que realmente pasa, sino que se dice que pasa lo que alguien dice". Frente a esa opinión por encima de la verdad, el expresidente pidió a su sucesor reconectar con la "realidad" para luchar contra todo tipo de "fragmentaciones". "Vamos a tener que trabajar para a convivencia", instó a Rajoy. 

"Nacionalismos populistas"

Para el fundador de FAES, la clave está en promover "una sociedad abierta" y la "compleja combinación de libertad individual y pluralidad que llamamos nación de ciudadanos" para hacer frente al independentismo. "Se pretende que nuestros dilemas sean abordados entre 'disolución o fractura' cuando no necesitamos ninguno de ellos. Hay que rechazar estos dilemas falsos y simplificadores con toda la determinación", volvió a pedir a Rajoy, tras sus críticas a Soraya Sáenz de Santamaría después de que ésta cuestionara la utilidad del recurso del PP contra el Estatut catalán.

Aznar encumbra a FAES: "De las ideas salen programas y de éstos, políticas"

También Piqué, Gallardón y la ex viceconsejera de Economía en la Comunidad de Madrid Rocío Albert arremetieron contra el soberanismo catalán. Mientras ésta última -cuyas intervenciones fueron mucho más cortas que las de sus contertulios- se limitó a criticar el uso de la Educación "para crear un mantra de división", los exministros fueron más contundentes. Ambos se mostraron sin pelos en la lengua con la convicción, aclararon, de quienes ya no están en política "ni piensan volver a estarlo", matizó Gallardón.

"El nacionalismo catalán independentista es una forma de populismo como cualquier otro. Ofrece una solución simple a problemas complejos. En este caso, que todos los problemas se van a solucionar cuando sean un país independiente", argumentó Piqué, que criticó a todos los Gobiernos de no haber sabido dar "respuesta suficiente" a lo que él considera una falacia. "Si hemos llegado a esta situación es porque no hemos sabido preverla. Siempre ha habido y habrá independentistas, pero ahora la diferencia es que su proyecto ha sido asumido por las instituciones, que ya no están al servicio de todos los ciudadanos, sino al servicio de un proyecto político de parte", lamentó.

Gallardón aseguró que no piensa en volver a la política

"Hay que recuperar la política de las ideas, contraponer posiciones, defender argumentos y arropar también a quienes no opinan como la mayoría para reconquistar los afectos de los ciudadanos que han podido sentirse atraídos por la idea de la solución simple", opinó. "Es algo que requiere tiempo y paciencia -le recordó a Rajoy- pero hay que hacerlo porque las batallas que no se dan, inevitablemente se pierden", concluyó Piqué.

"Los secesionistas nunca serán conscientes del daño que han hecho a la sociedad provocando ese desgarro", lamentó, por su parte, Gallardón. Él, una vez más con especial vehemencia, zanjó este debate: "Catalunya no va a ser independiente. El referéndum nunca se va a celebrar", aventuró. 

Sea como sea, lo único claro que FAES seguirá dando la batalla por marcar la línea ideológica al Gobierno aunque ya no sea de forma oficial. Hoy, Aznar ha mostrado músculo al mostrar vídeos de apoyo de otras grandes fundaciones internacionales como Heritage. También ha adelantado líneas ideológicas con los mensajes de Rosa María Payá y Julio Borges. Cuba y Venezuela están en sus pensamientos. España, como él mismo dijo, también.

Etiquetas