Publicado: 14.11.2013 13:29 |Actualizado: 14.11.2013 13:29

El fiscal pide al juez que no impute a la infanta Cristina por falta de pruebas

Defiende que no hay "ningún indicio" de que participase en delitos fiscales o de blanqueo de dinero, "propios o ajenos", y asegura que sólo hay contra ella "rumorología, especulación o pura ficci&oacute

Publicidad
Media: 0
Votos: 0
Comentarios:

"Rumorología", "especulación", "pura ficción". El fiscal Anticorrupción de Mallorca Pedro Horrach entregó este jueves un escrito al juez del caso Nóos José Castro en el que emplea esas palabras para descalificar los supuestos indicios acumulados sobre la participación de la infanta Cristina en delitos fiscales o de blanqueo de dinero "propios" o de su marido, Iñaki Urdangarin. En un repaso de 29 folios al caso, el fiscal afirma que sigue sin detectar prueba alguna que permita imputar a la hija menor del rey.

El fiscal Horrach ha querido en esta ocasión adelantarse por escrito a que el juez le pida opinión sobre si la infanta debe ser imputada, e insiste en que "en el proceso penal las meras conjeturas o sospechas no constituyen elementos válidos de imputación".

El juez está investigando el patrimonio de Cristina de Borbón por orden de la Audiencia de Palma, por si pudo colaborar en delitos fiscales o de blanqueo de dinero de su marido. La Audiencia hizo ese encargo el pasado mes de mayo, en el mismo auto en el que levantó la imputación que sobre ella había dictado el juez como presunta cooperadora necesaria o cómplice del resto de delitos de Urdangarin. El tribunal atendió entonces un recurso del fiscal Horrach, también contrario a aquella primera imputación.

En su escrito de hoy, el Fiscal destaca que no hay ninguna prueba de que la infanta conociera el origen delictivo de los fondos de Aizoon, la sociedad que comparte al 50% con su marido. Respecto a los presunto delitos fiscales de su marido, Horrach destaca que no puede considerarse a Cristina de Borbón cooperadora "sólo por el hecho de ser socio no administrador de una sociedad".

Y en cuanto al blanqueo de capitales, señala que sólo podría ser objeto del mismo la diferencia entre la cuota abonada por Urdangarin en el Impuesto de Sociedades de Aizoon, y la cuota que tendría que haber abonado por IRPF en 2007 y 2008, puestos que los ingresos de esa mercantil debería haberlos sometido a este impuesto.

En ese terreno, recuerda que los gastos personales imputables a la infanta en el periodo indicado (2008 y 2009, por ser cuando se liquidan esos impuestos), y que figuran como gastos de Aizoon, ascienden a unos 28.400 euros. "No puede deducirse sin más, únicamente de esos gastos, ínfimos en comparación con el importe de la cuota defraudada por Iñaki Urdangarin en el IRPF y con los ingresos globales de Aizoon SL, la existencia de un delito de blanqueo de capitales respecto de la infanta", dice el fiscal.

En todo caso, añade que la doctrina del Supremo exige, para admitir un delito de blanqueo con delitos fiscales como antecedente,  el afloramiento de cantidades de dinero carentes de justificación, y en este caso proceden de honorarios legítimos de Urdangarin como miembro de consejos de Administración de varias empresas. Añade que además "es patente la falta de dato objetivo alguno que vincule a doña Cristina de Borbón con el entramado previo origen del fraude fiscal".

Se anticipa también a las posibles críticas que su postura en relación a la infanta pueda suscitar, y destaca que si alguien tiene indicios de que participa en una confabulación para proteger a la infanta, debe denunciarlo.

Horrach empieza el escrito señalando que "la memoria es frágil" y que considera propicio en este momento "hacer memoria", para recordar que fue la propia Agencia Tributaria, y a continuación él mismo, quienes denunciaron a partir de enero de 2013 el delito contra la Hacienda Pública de Urdangarin. "Es cuando menos incoherente e irracional que quien inicia una investigación sea acusado después de ocultar o encubrir la misma", señala, visiblemente dolido por las críticas recibidas por su postura de no querer imputar a la infanta. 

Asegura que si en el curso de las investigaciones, que él ha impulsado de forma activa y directa, hubiera detectado indicios criminales contra la infanta, "hubiese instado los mecanismos judiciales legalmente procedentes".

Fiscal Palma INFANTAnoviembre2013 by publico2013