Público
Público

Cambio de ciclo en el pop mundial: la música en español reina en Youtube

La música pop, otrora reino exclusivo de la lengua inglesa, comparte ahora su cetro con el castellano, no en vano cinco de las diez canciones más escuchadas de lo que llevamos de año en la plataforma están cantadas en castellano.

Publicidad
Media: 2.83
Votos: 6

Rosalía y J Balvin en 'Con altura'

Con una audiencia de 1.900 millones de personas mensuales, Youtube se erige como el gran semáforo del pop mundial; verdadero indicador que muestra la tendencia de los gustos musicales globales. Una caprichosa veleta de la que se sirven las compañías publicitarias para trazar lo que viene siendo el enésimo volantazo turbocapitalista.

Pues bien, en ese millonario listado de altas y bajas que rige la cultura pop se ha producido, de un tiempo a esta parte, un cambio de ciclo que podría calificarse de histórico. La música pop, otrora reino exclusivo de la lengua inglesa, comparte ahora su cetro con el castellano, no en vano cinco de las diez canciones más escuchadas de lo que llevamos de año en la plataforma de vídeos online están cantadas en castellano. Un éxito que viene a avalar las cifras sin precedentes cosechadas de enero a diciembre del año pasado, cuando ocho de las diez canciones más escuchadas fueron en nuestro idioma.

Un nuevo escenario para la música que no se explica sin la irrupción del fenómeno Rosalía. La catalana se ha situado en el cuarto puesto con Con altura –en colaboración con J Balvin y El Guincho– tema que ya supera los 500 millones de visitas desde su publicación el pasado 28 de marzo. Un éxito sin precedentes cuya repercusión todavía no ha alcanzado su cénit.

«Este es el nuevo orden de las cosas en un mundo del pop multilingüe que cada vez es más diverso y caracterizado por la mezcla de géneros», aseveraba Joe Coscarelli, corresponsal de The New York Times, en un artículo sobre el éxito de Rosalía. «El inglés ya no es a lengua franca del mundo del pop», remataba el reconocido crítico musical Jon Caramanica hace apenas unos meses.

Al frente de esta transición idiomática nos topamos con Daddy Yankee, cuyo tema Con calma, inspirada en el clásico Informer de Snow, suma ya la friolera de 1.193 millones de visualizaciones y se sitúa en lo alto de la lista global. Completarían la relación –junto a Rosalía y Daddy Yankee– Anuel AA y Karol G (741 millones), Maluma (466) y Nicky Jam x Ozuna (394).

Estos nuevos inquilinos del imperio musical tienen, además, una cualidad diferenciadora; su eclecticismo. La capacidad a la hora de cambiar de registro de un disco a otro o de adaptarse a nuevas tendencias les distingue de sus competidores anglosajones. Autores como Balvin, Drake, BTS, Monsta X, Cardi B o Bad Bunny están trazando itinerarios poco ortodoxos para la siempre insaciable industria musical.

La gran alianza

En ese creciente peso que tiene la música interpretada por artistas de habla hispana, ha tenido mucho que ver lo que en su día el músico J Balvin calificó como «legitimadores». El reguetonero colombiano se refería así a los grandes de la música pop y a la posibilidad de que fueran poco a poco apadrinando los hits latinos.

Dicho y hecho. El anhelo de Balvin ha ido tomando forma y cada vez son más las estrellas del firmamento anglosajón los que recomiendan en sus redes las nuevas creaciones en castellano, sino que algunos de ellos se han animado incluso a versionar y colaborar con la cada vez más influyente escena. Hablamos de gente como Bieber, Timberlake, Katy Perry, Meghan Trainor, David Guetta, Demi Lovato, Beyoncé, Liam Payne, Flo Rida, Ed Sheehan, Will Smith o Rihanna.

Una suerte de alianza idiomática –fomentada por el propio mercado– que si bien ha ido labrando una influencia nunca vista hasta la fecha, todavía no ha alcanzado el reconocimiento merecido. Buena muestra de ello es la poca deferencia mostrada, por ejemplo, por los Premios Grammy, siendo los únicos nominados hispanohablantes de la edición de este año Bad Bunny y J Balvin por I like it