Público
Público
Únete a nosotros

Santander toma el control de la 'fintech' Ebury con una inversión de 405 millones

El banco adquiere el 50,1% de la plataforma de pagos y divisas para pymes, en una operación que se enmarca en la estrategia digital de la entidad.

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

Oficinas de la fintech Ebury. E.P.

Santander anunció el lunes una inversión de 350 millones de libras (unos 400 millones de euros) para hacerse con una participación mayoritaria en la fintech Ebury, con sede en Reino Unido, como parte de la estrategia digital del banco para acelerar el crecimiento a través de nuevos negocios.

Ebury, con sede en Reino Unido, ofrece servicios de ayuda en operaciones con divisas a pequeñas y medianas empresas (PYME) y opera en 19 países y 140 divisas con una plataforma de distribución global única respaldada por un modelo de negocio basado en los datos, dijo Santander en un comunicado.

Según los términos de la operación anunciada el lunes, Santander adquirirá el 50,1% de Ebury por 350 millones de libras esterlinas, de los cuales 70 millones (unos 80 millones de euros) corresponden a nuevas acciones, para apoyar los planes de Ebury de entrar en nuevos mercados en América Latina y Asia.

Como parte de la transacción, el banco espera obtener una rentabilidad del capital invertido (RoIC, por sus siglas en inglés) superior al 25% en 2024.

El objetivo del acuerdo es fortalecer la oferta comercio internacional del banco y consolidar su oferta para las PYME que operan o aspiran a operar a escala internacional en los mercados de Europa y América, así como posteriormente en Asia, según informó Santander en un comunicado.

"Las pequeñas y medianas empresas son un motor fundamental de crecimiento en todo el mundo. Aportan hasta el 60% del empleo total y el 40% del PIB de las economías emergentes", dijo en un comunicado la presidenta de Santander, Ana Botín.

Al igual que otros bancos europeos, las entidades de crédito españoles están luchando por aumentar sus ganancias en un entorno de bajos tipos de interés que oprimen los mercados financieros, ante lo cual están tratando de centrarse en ofrecer créditos a empresas más rentables.

Santander también está enfocando su estrategia de crecimiento en las economías emergentes, a la vez que reduce costes para contrarrestar los estrechos márgenes de unos tipos de interés ultrabajos en los mercados europeos.

Santander dijo que los inversores actuales de Ebury, incluidos los cofundadores (los españoles Juan Lobato y Salvador García) y los gestores, reinvertirán en la transacción, así como que el equipo directivo actual seguirá liderando la expansión de Ebury.

Los ingresos de Ebury, que tiene 900 empleados que trabajan en 22 oficinas, han crecido una media anual del 40% en los últimos tres años, dijo Santander en su comunicado.