Público
Público

Acuerdo UE-Mercosur El Parlamento austriaco veta el acuerdo comercial entre la UE y Mercosur 

Pone en peligro el acuerdo ya que hace falta que sea aprobado por todos los 28 miembros del Consejo Europeo para su entrada en vigor.

Un ciclista pasa por delante del Parlamento austriaco en Viena, Austria, en una imagen de archivo. / REUTERS - HEINZ - PETER BADER

Público / agencias

Legisladores austriacos han votado este jueves en contra del pacto de libre comercio propuesto entre la Unión Europea y Mercosur, destacando la resistencia al acuerdo en algunos países del bloque. Este veto pone en peligro el acuerdo ya que hace falta que sea aprobado por todos los 28 miembros del Consejo Europeo. para su entrada en vigor

Casi todos los partidos en el subcomité de la Unión Europea del Parlamento austriaco votaron contra el borrador de un acuerdo el miércoles por la noche, lo que significa que se le ha dicho al Gobierno que se pronuncie contra el pacto.

Mercosur, que agrupa a Brasil, Argentina, Uruguay y Paraguay, acordó uno de los mayores pactos comerciales del mundo con la UE hace meses después de 20 años de negociaciones.

Una portavoz de la Comisión Europea dijo que ambas partes estaban realizando una “revisión legal” para finalizar el texto, que se presentaría al Consejo Europeo de gobiernos de la UE y al Parlamento Europeo.

Si aprueban el acuerdo, iría a los países que conforman la UE para su ratificación, algo que en muchos casos requiere un voto parlamentario. Funcionarios de la UE han dicho que pasará al menos un año antes de que el texto pueda ser aprobado. Brasil está bajo presión de los países europeos sobre sus políticas ambientales debido a los incendios desatados en la cuenca del Amazonas.

Francia dijo en agosto que no respaldaría el acuerdo después de que el presidente brasileño, Jair Bolsonaro, rechazara las críticas sobre los incendios, pero Reino Unido y Alemania dijeron que la decisión de París no fue una respuesta adecuada.

Austria celebrará el próximo día 29 elecciones generales anticipadas, de las que saldrán un nuevo Parlamento y un nuevo Ejecutivo, que sustituirá al actual gabinete de expertos, en el poder desde el pasado junio tras una crisis política que acabó con la coalición entre conservadores y ultranacionalistas.

El nuevo Gobierno estará obligado a aplicar este veto en el Consejo Europeo, donde están representados todos los países de la UE y que debe ratificar el acuerdo, junto con el Parlamento Europeo y los Estados miembros.