Público
Público

Israel y Palestina El alto el fuego mantiene la calma entre Israel y Hamás tras once días de ataques contra Gaza

La tregua pone fin a once días de escalada bélica que han dejado 232 palestinos muertos en Gaza y otras 12 personas en Israel.

Una mujer palestina reacciona después de regresar a su casa destruida en Gaza tras la tregua entre Israel y Hamás.
Una mujer palestina reacciona después de regresar a su casa destruida en Gaza tras la tregua entre Israel y Hamás. Ibraheem Abu Mustafa / Reuters

Israel y Gaza viven hoy una primera mañana de calma tras once días de la escalada bélica "Guardián de los Muros", la peor desde 2014, y la tranquilidad se mantiene tras entrar en vigor esta madrugada una tregua que puso fin al intercambio de fuego.

El alto el fuego entró en vigor este viernes a las 02:00 hora local (11:00GMT). Desde entonces no han sonado alarmas antiaéreas, ni se registraron disparos de cohetes por parte de las milicias palestinas hacia Israel ni ataques del Ejército israelí sobre Gaza.

Tras siete horas de calma, las fuerzas armadas levantaron la mayor parte de restricciones de seguridad y movimiento que se aplicaban sobre todo en el área colindante con Gaza, aunque escuelas y otras instituciones educativas permanecerán cerradas aún hoy en el sur y centro del país, informó el digital Times of Israel.

A su vez, la Policía reabrió carreteras israelíes cercanas a la franja que se habían cerrado por precaución ante posibles disparos de misiles anti-tanque desde el enclave, concretó el mismo medio. La tregua pone fin a once días de escalada bélica que han dejado 232 palestinos muertos en Gaza y otras 12 personas en Israel. Palestinos de la franja, Cisjordania y Jerusalén Este ocupados celebraron esta noche en las calles el alto el fuego, que valoraron como una victoria contra Israel.

Israel considera un éxito su campaña militar

Israel también ha proclamado el éxito al considerar que la campaña militar, "Guardián de los Muros", alcanzó "grandes logros" sin precedentes contra objetivos militares de las milicias de los grupos islamistas Hamás y Yihad Islámica.

La propuesta de tregua, negociada por Egipto, fue aceptada ayer jueves por las partes como un acuerdo "mutuo y simultáneo". El Gabinete de Seguridad israelí aprobó este jueves aceptar el cese de hostilidad "bilateral y sin condiciones" y Hamás anunció poco después que "tenía garantías para llevarlo a cabo".

Los enfrentamientos entre el Ejército israelí y las milicias palestinas en Gaza han sido los más graves en los últimos siete años. La tensión tuvo el detonante en Jerusalén Este ocupado y se extendió también a Cisjordania y ciudades mixtas de Israel.

La ONU señala que el alto el fuego llega tarde

El presidente de la Asamblea General de la ONU, Volkan Bozkır, aseguró este jueves que el anuncio del cese de hostilidades entre Israel y Palestina es "tranquilizador", aunque llega "tarde".

"La reciente noticia del alto el fuego retrasado en Gaza es tranquilizadora. Esta ha sido una de las demandas clave de los Estados miembros (de la ONU) que hemos escuchamos en el debate de hoy", aseguró Bozkir en una comparecencia ante los medios.

El anuncio del alto el fuego para una "tregua bilateral" coincidió con la celebración de una reunión de la Asamblea General, impulsada por Palestina y los países árabes, convocada para presionar a las partes. Para Bozkir, esta reunión y su preparación ha sido uno de los factores clave que han permitido la consecución de esta tregua.

El bloqueo en el Consejo de Seguridad sobre el conflicto armado fue producto de la postura de EEUU

En su comparecencia, el diplomático turco insistió en que la convocatoria de la sesión de hoy, que no concluirá hasta el próximo martes, se debió "en gran parte, para compensar el silencio del Consejo de Seguridad de la ONU". El bloqueo en el Consejo de Seguridad, el órgano con más poder de la ONU, sobre el conflicto armado fue producto de la postura de EEUU, que en los últimos días frenó varios intentos de sacar adelante una declaración de consenso pidiendo un alto el fuego.

"El Consejo de Seguridad todavía no ha hablado con una sola voz sobre la tragedia que estamos presenciando frente a nosotros, esto es decepcionante", subrayó el presidente de la Asamblea General. Bozkir, que mostró su deseo de que el alto el fuego se consolide, opinó que la "ocupación (israelí), sumada al bloqueo político y la falta de negociaciones, es el principal elemento de la inestabilidad" en la zona.

Más noticias de Internacional