Público
Público

Argelia expidió el pasaporte que Ghali aportó ante el hospital de Logroño el mismo día que entró en España

El documento figura a nombre de Mohamed Benbatouche en calidad de "embajador retirado" y tiene fecha de 18 de abril de 2021. El juez del caso rechaza la petición de archivo de la Abogacía del Estado.

El presidente de la República Árabe Saharaui Democrática (RASD), Brahim Ghali, ofrece una conferencia de prensa conjunta con el presidente sudafricano en el Union Building en Pretoria, el 5 de junio de 2018.
El presidente de la República Árabe Saharaui Democrática (RASD), Brahim Ghali, ofrece una conferencia de prensa conjunta con el presidente sudafricano en el Union Building en Pretoria, el 5 de junio de 2018. PHILL MAGAKOE / AFP

El pasaporte que el líder del Frente Polisario, Brahim Ghali, aportó ante el Hospital San Pedro de Logroño el pasado 18 de abril fue expedido ese mismo día por Argelia. En el documento figura el nombre de Mohamed Benbatouche, pese a que días antes las autoridades argelinas contactaron con la entonces ministra de Asuntos Exteriores Arancha González Laya para avisar a España de que quien aterrizaría en Zaragoza sería Ghali.

Así consta en un oficio de la Brigada Provincial de Información de Logroño de la Policía Nacional, que obra en la causa del Juzgado de Instrucción Número 7 de Zaragoza, donde se investiga la entrada en España del líder polisario.

Los agentes adjuntan el pasaporte de Benbatouche al informe en el que recogen las declaraciones —en calidad de testigos— del coordinador de trasplantes y cuidados críticos del hospital y del gerente del centro sanitario en el que se atendió a Ghali. El primero aseguró que el 16 de abril le pidieron "una cama UCI para un paciente covid" que venía del "extranjero"; y el segundo dijo que fue el jefe de la Oficina de Presidencia de La Rioja quien realizó la petición. Ambos indicaron que se enteraron de la verdadera identidad del líder polisario por la prensa.

Otro pasaporte argelino

El documento a nombre de Benbatouche es el segundo pasaporte argelino que se vincula a Ghali en el marco de la investigación. En un informe de 21 de julio, la Comisaría General de Información de la Policía Nacional identificó "numerosa documentación, tanto española como extranjera" relativa al líder polisario e hizo "todas las comprobaciones relativas".

En aquel oficio, los agentes detallaron cuatro documentos: un DNI saharaui, un pasaporte argelino, un DNI español y un NIE. No hicieron mención al documento de Benbatouche que Ghali aportó al hospital.

El pasaporte argelino que sí consta en el informe fue expedido el 29 de julio de 2013 a nombre de Gali Sidi Mustafa Sidi Mohamed. "Según el consulado argelino, este pasaporte no sirve para acreditar la nacionalidad argelina y su expedición se debía, simplemente, a efectos identificativos", precisaron los investigadores. En este documento se fija 1949 como año de nacimiento y "profesor" como profesión.

Tras analizar estos cuatro documentos, la Policía aseguró que Ghali obtuvo "legalmente" su "condición de extranjero residente y de nacional español", "sin que se aprecien indicios de fraude o engaño".

Pasaporte sin revisar

Las autoridades españolas no revisaron la documentación que portaba el líder polisario a su llegada a la Base Aérea de Zaragoza antes de ser trasladado en ambulancia al Hospital San Pedro de Logroño.

La exministra de Asuntos Exteriores Arancha González Laya dijo en su declaración en sede judicial que las autoridades argelinas le avisaron que Ghali portaba un pasaporte diplomático argelino.

Aseguró que "habiéndose anunciado quién iba a venir y con el código de Schengen en la mano" desde su Ministerio entendieron que la "entrada podía tener lugar como tuvo lugar, es decir, sin que se controlase el documento de acceso". "¿Hicimos nosotros averiguaciones sobre si esta persona tenía algún tipo de limitación para la entrada en el territorio Schegen? No, señoría, no lo hicimos", señaló.

La exministra de Exteriores aseguró que el 14 de abril —cuatro días antes de la llegada de Ghali— recibió una primera llamada de Argelia para pedir a España que acogiera al líder polisario por razones "humanitarias".

En el marco de su declaración, se amparó en el Acuerdo de Consejo de Ministros, de 15 de octubre de 2010, sobre política de seguridad de la información del Ministerio de Asuntos Exteriores por el que se clasifican determinadas materias con arreglo a la Ley de Secretos Oficiales para evitar identificar a la autoridad que le contactó.

González Laya explicó que el procedimiento siguió los cauces propios de una "decisión política" y precisó que hizo con "discreción" porque el caso involucraba a "dos vecinos" con "aristas políticas", en referencia a Argelia y Marruecos, aunque no llegó a mencionar a este último.

La acusación particular, ejercida por Antonio Urdiales, ha presentado un escrito ante el juzgado en el que reprocha las declaraciones de la exministra y subraya que en el documento que aportó Ghali ante el hospital no figura su nombre.

El juez descarta archivar el 'caso Ghali'

Por otro lado, el juez titular del Juzgado de Instrucción Número 7 de Zaragoza, Rafael Lasala, ha desestimado la petición de la Abogacía del Estado que solicitaba el archivo de la causa.

En un auto con fecha siete de octubre, el magistrado asegura que con el sobreseimiento "se está pidiendo un juicio anticipado que sólo procedería en el caso de que 'el hecho' material fuera inexistente". "Algo que no es así pues hasta la parte solicitante reconoce que ha existido", recuerda.

En este sentido, el escrito reconoce que una "cuestión distinta" es si los hechos investigados son tipificables "penalmente". "Ése es el objeto de la instrucción que desea concluir la defensa por entender que no se han obtenido datos para la tipificación delictiva y que no podrán obtenerse de modo alguno, realizando una anticipación probatoria de la que se discrepa", apunta el juez.

Más noticias de Internacional