Público
Público

Crisis en Venezuela La Fiscalía venezolana pide que se prohíba a Guaidó salir del país y bloquear sus cuentas

El fiscal general de Venezuela, Tarek William Saab, ha abierto una investigación preliminar contra el autoproclamado presidente interino del país.

Publicidad
Media: 4
Votos: 2

El fiscal general de Venezuela, Tarek Saab, en rueda de prensa este martes en la sede del Tribunal Supremo de Justicia en Caracas (Venezuela). / EFE

El fiscal general de Venezuela, Tarek William Saab, presentó este martes una solicitud al Tribunal Supremo de Justicia para que, como parte de una investigación preliminar, impida la salida del país al diputado Juan Guaidó, que anunció el pasado 23 de enero que asumía el cargo de presidente interino.

"Hemos aperturado dicha investigación de carácter preliminar para solicitar que se dicten medidas cautelares que (...) permitan en este caso: uno, la prohibición de su salida del país; dos, la prohibición de enajenar y gravar bienes muebles e inmuebles; tres, el bloqueo de sus cuentas", dijo Saab a periodistas antes de ingresar a la sede del alto tribunal.

Saab comentó que la decisión se debe a que "hay un ciudadano (Guaidó) que prácticamente ha encabezado" una "acción (...) en detrimento de la patria venezolana" que llevó a que "inclusive países extranjeros solicitasen a Venezuela medidas sumamente graves que alteran el orden constitucional, entre ellas, el aislamiento de cuentas".

Según el fiscal general, esa situación "viene afectando desde hace varios años producto de una circunstancia totalmente ajena a la legalidad venezolana". En su opinión, Venezuela está sometida a "medidas coercitivas, de bloqueo económico que dañan no solo el patrimonio nacional, sino que dañan la vida familiar de todos los venezolanos".

Finalmente, Saab aseguró que, las medidas tomadas tienen "basamento legal" y le permite al ministerio público "desarrollar una investigación" para "seguir recabando" los datos suficientes "que permita detener estos actos" que atribuye a Guaidó y que cree que "han dañado la paz" de Venezuela, su economía y patrimonio.

Mientras, el propio Juan Guaidó ha asegurado que no subestima las "amenazas" y "persecución" de la Fiscalía. "No estoy desestimando una amenaza de cárcel y no quiero que se tome así de nuestra parte y muy responsablemente les digo que no hay nada nuevo bajo el sol lamentablemente, un régimen que no les da respuesta al venezolano, la única respuesta es persecución, represión", dijo Guaidó al ser consultado sobre la petición de Saab.

El presidente de la Asamblea Nacional, Juan Guaidó (c), habla con los medios este martes en la sede del Parlamento, el Palacio Federal Legislativo, en Caracas (Venezuela). /EFE

Desde la sede del Parlamento venezolano, donde hoy se celebrará la sesión ordinaria de la Cámara, el opositor indicó que seguirá avanzando para atender la "emergencia humanitaria" del país y que ahora se encuentra preocupado por la crisis que hay en Venezuela. Sin embargo, fue insistente en que no subestima las "amenazas" y la "persecución" en su contra.

El Parlamento autoriza los diplomáticos de Guaidó

Por otra parte, el Parlamento de Venezuela, de mayoría opositora, autorizó la designación de representantes diplomáticos propuestos por el jefe de la Cámara y autoproclamado presidente encargado del país, Juan Guaidó, en diez países americanos que le reconocen como representante del poder Ejecutivo.

Guaidó presentó una comunicación ante el Parlamento en la que designa a representantes en Argentina, Estados Unidos, Canadá, Chile, Colombia, Costa Rica, Ecuador, Honduras, Panamá, Perú y ante el Grupo de Lima, y fue aprobada por "unanimidad", según dijo la Secretaría del Legislativo.

Como representante diplomático de Venezuela en Argentina fue nombrada Elisa Trota Gamos; para Estados Unidos Carlos Vecchio; para Canadá Orlando Viera; Guarequena Gutiérrez para Chile; Humberto Calderón en Colombia; María Faría en Costa Rica; René de Sola Quintero en Ecuador y Claudio Sandoval en Honduras.

También fueron designados como diplomáticos Carlos Scull para Perú y el diputado Julio Borges como representante del Estado venezolano ante el Grupo de Lima, conformado por 14 países americanos.