Público
Público

España tardaría 22 años en cumplir sus compromisos de acogida de refugiados si sigue al ritmo actual

Amnistía Internacional denuncia la lentitud con la que el Gobierno está tramitando la acogida y entrega en Moncloa de más de 52.000 firmas para se cumplan los compromisos en materia de reubicación y reasentamiento de personas refugiadas.

Unos refugiados duermen frente al centro de inmigración de Suecia situado en Malmö. REUTERS/Archivo

público

España tiene hasta el 16 de septiembre para cumplir con su compromiso de acoger a 17.337 personas. Hasta ahora solo ha recibido a 1.304 refugiados, por lo que si sigue este ritmo, tardaría 22 años en cumplir lo acordado, según Amnistía Internacional.

La organización entrega en Moncloa más de 52.000 firmas para se cumplan con los compromisos en materia de reubicación y reasentamiento de personas refugiadas. También ha enviado una carta a la vicepresidenta del Gobierno, Soraya Sáez de Santamaría, en la que al ritmo demasiado lento que lleva el Gobierno en relación con la acogida.

En la carta, Amnistía Internacional resalta que, a pesar de que apenas están llegando personas refugiadas por la llamada ruta del Egeo, aún quedan más de 62.000 personas solo en Grecia, de las cuales 12.400 personas están esperando ser reubicadas en otros países europeos.

Mediante el escrito la organización busca Aumentar las plazas disponibles para reubicación que el gobierno español pone a disposición de la CE, así como cumplir con el plazo de diez días hábiles para tramitar la solicitud presentada.Además de 
priorizar las plazas para reubicar a menores no acompañados.

Otro de sus objetivos son cumplir con las cuotas de reasentamiento comprometidas desde países como Jordania, Líbano o Turquía, un proceso que está siendo más fluido que la reubicación.

Desde septiembre de 2015 solo han llegado a Europa 18.418 personas refugiadas por medio de la reubicación desde Grecia e Italia, y 16.163 por reasentamiento, desde países como Jordania, Líbano o Turquía”, según Esteban Beltrán, director de Amnistía Internacional España.

“En los últimos meses España ha dado pasos positivos, acelerando algunas llegadas, pero todavía está muy lejos de alcanzar los objetivos”, añade. La Comisión Europea (CE) es especialmente contundente con Estados miembros como Hungría, Austria o Polonia, que no han reubicado a ninguna persona refugiada, contraviniendo sus obligaciones internacionales. Por ello, la CE de que podría comenzar a imponer sanciones.

El año pasado llegaron a las costas italianas casi 26.000 menores no acompañados, y en lo que va de 2017, otros 5.000 más. De éstos más de 4,600 son de nacionalidad siria, eritrea, iraquí y yemení, nacionalidades todas ellas que cumplen los requisitos para ser reubicados.

Por ello Alemania acepta un concepto de familia más flexible que otros Estados miembros. Amnistía Internacional ha recordado a las autoridades españolas que debe establecer plazas para la reubicación de estas personas, respetando el principio del interés superior del menor. 

Hasta la fecha han sido trasladadas un total de 16.163 personas desde países como Jordania, Turquía y Líbano a 21 países europeos. España ha reasentado a 418 de las 1449 personas refugiadas comprometidas.