Público
Público

Agreden a una mujer de 70 años, miembro de Ahora Madrid, en el pregón de las fiestas de un barrio de la capital

Felisa Echegoyen, de 70 años y víctima del torturador Billy el Niño, recibió una fuerte patada en el costado que le ha causado una fisura en una costilla. La agresión ha sido denunciada ante la Policía. Ahora Madrid condena la agresión.

Publicidad
Media: 4.09
Votos: 11

Felisa Echegoyen, el pasado invierno, cuando interpuso una querella contra Billy el Niño. / CEAQUA

Felisa Echegoyen, de 70 años, acudió este jueves al pregón de las fiestas de La Melonera, en Arganzuela (Madrid). Estaba escuchando el pregón cuando un grupo de alrededor de 20 personas comenzó a abuchear y a pitar insistentemente a la concejal de Ahora Madrid Rommy Arce. Echegoyen, según refleja la denuncia que ha presentado ante la Policía Municipal, miró extrañada al grupo que protestaba sin entender los motivos y modos de la protesta cuando "uno de estos individuos saltó y le dio una patada en el costado". 

Los partes médicos tanto del Hospital 12 de Octubre, donde fue atendida, como de su Centro de Salud, donde acudió durante la mañana de este viernes, recogen que la mujer sufre una fractura en una costilla fruto del golpe. "El grupo silbaba y silbaba y estaban en una actitud provocadora. No les miré con buena cara, pero no les tiré nada. Sólo queríamos que se fueran y dejaran de molestar. De repente, un tipo vino hacia mí y me pego una patada en el costado", señala, en conversación telefónica con Público, Felisa Echegoyen. Esta militante antifranquista que sufrió las torturas del policía franquista Antonio González Pacheco, alias Billy el Niño, es ahora militante de Ahora Madrid Arganzuela. 

Fuentes de la Policía Municipal, contactada por este medio, han señalado que ayer, durante el pregón en La Melonera, registraron un "enfrentamiento" entre el grupo donde estaba Felisa Echegoyen y otro grupo de vecinos que portaba pancartas críticos con la gestión de Ahora Madrid y, concretamente, de Rommy Arce. Dichas fuentes señalan que el presunto agresor, un varón de 48 años, fue identificado por la Policía, pero que este negó haber propinado el golpe a Echegoyen y que él se habría limitado "a defenderse" de los ataques de la mujer, de 70 años, que también le habría lanzado un vaso con alcohol encima.

Por otro lado, la Policía Municipal también recogió que Felisa Echegoyen negó categóricamente haber lanzando ningún objeto al atacante. Por otro lado, la mujer también niega radicalmente la versión del presunto agresor y reitera que ella no agredió a nadie ni lanzó un vaso de alcohol.

"Vais a acabar como en el 36"

La agresión ha sido condenada por el grupo municipal de Ahora Madrid que ha mostrado su preocupación a través de un comunicado por el hecho de que "colectivos violentos se escuden en demandas vecinales para generar un clima de agitación y crispación que deriva en actos violentos". "La agresión del jueves sucede a otras ocasiones que ensombrecen la convivencia y deslegitiman el ejercicio democrático de la protesta", sentencia el comunicado, que recuerda que la "participación política solo puede entenderse desde la tolerancia y la convivencia". 

Las "otras ocasiones" señaladas en el comunicado hacen referencia, especialmente, a lo sucedido solo un día antes. La edil de Ahora Madrid Rommy Arce se vio obligada a suspender el Pleno del distrito de Usera ante las airadas quejas y gritos de un grupo de vecinos, también crítico con la gestión de la concejala. Según fuentes cercanas a Ahora Madrid, entre los gritos de los vecinos se escucharon peticiones de dimisión de Arce, pero también otras frases xenófobas contra la concejala o directamente amenazantes como: "Vais a acabar como en el 36", en referencia directa al golpe de Estado que dio inició a la Guerra Civil. 

"Fuera fascistas"

Por su parte, la caseta de las fiestas de Ahora Madrid y otras presentes en las fiestas de La Melonera, han convocado un paro de cinco minutos en las actividades programadas para este viernes para protestar por la agresión sufrida por Felisa Echegoyen. "Sabemos que gente organizada de grupos de extrema derecha querido usar el espacio de las fiestas de nuestros barrios para tratar de ganar visibilidad en nuestro distrito, valiéndose también de la campaña de hostigamiento contra la concejala Rommy Arce que estos grupos xenófobos están siguiendo también en el distrito de Usera", señala el comunicado que lleva por titulo 'Fuera fascistas de nuestros barrios'. 

Más noticias en Política y Sociedad